In memoriam: Manolo Preciado, un hombre bueno

Manolo Preciado (Astillero, Cantabria, 1957) fue un defensa curtido en mil batallas, un bigote bajo el que se adivinaban las tres efes: feo, fuerte y formal. Alejado del perfil de estrella, fue jornalero de los domingos cuando el fútbol aún no había vendido su alma a la mercadotecnia ni a los derechos de televisión, peregrinando por Santander, Linares, Mallorca, Vitoria, […]