Remake

Concluida la jornada de trabajo, hacia las seis de la tarde, y mientras se lava para quitarse el barro de los brazos y de las manos, de la cara e incluso del pelo, el hombre rememora lo ocurrido durante el día. A las siete de la mañana, dos autobuses les habían recogido, a él y a otros casi doscientos extras, […]