Diana (Vreeland), la mujer que fue diosa

Vreeland nació (como no podía ser de otra manera) en París, en 1903. De madre americana y padre británico, una pareja que rezumaba aristocracia por los cuatro costados, y de esa mezcla de sangres e intenciones nació una chica que desde bien pequeña se interesó por el arte […]