Proyecto 5: Unos cuantos momentos de furia

Publicado por
Expulsión de los mercaderes del Templo, de El Greco
Expulsión de los mercaderes del Templo, de El Greco

La ira hace ingeniosos a los hombres aburridos, pero no los saca de pobres” afirmó el filósofo inglés Francis Bacon en el siglo XVI. Algunos años después Noel Gallagher recomendó no mirar atrás con ira, lo que, por supuesto, era una forma de llevarle la contra al dramaturgo británico John Osborne, que transformó el rostro del teatro inglés con su pieza Look Back in Anger en 1956 (David Bowie, por su parte, prefirió al segundo sobre el primero cuando tituló así una canción de su álbum de 1979 Lodger). A pesar de ello, la ira no es una potestad exclusivamente británica, y su cronología (que podría remontarse incluso a la expulsión del paraíso narrada en esa extraordinaria reunión de gente enfadada que es la Biblia) reúne algunos momentos sencillamente notables; aquí, cinco, que el lector puede completar con los suyos propios o con los que sean de su conocimiento, a dos años de que comenzase ese movimiento que, a falta de un nombre mejor, algunos llaman todavía “indignados”.

1

En 1998 Giovanni Trappatoni entrenaba al Bayern München cuando, tras una derrota en casa contra el Schalke 04 por la mínima, alguien tuvo la pésima idea de convocar una rueda de prensa. El resultado fueron los tres minutos y 30 segundos más violentos de la historia de la televisión deportiva alemana (a pesar de que esta también transmitió muchos partidos de Stefan Effenberg) en los que el entrenador italiano atacó a su propio equipo (dijo que era “débil como botella vacía”, sin que nadie haya sabido muy bien hasta ahora qué quiso decir con ello), acusó a sus jugadores de haber olvidado que eran profesionales y de quejarse más de lo que jugaban, de Thomas Strunz dijo que llevaba dos años lesionado y se despidió diciendo “yo tengo harto” (sic), todo ello en un alemán prácticamente incomprensible y sin que ningún periodista le hubiese preguntado nada. Además de ser una de las ruedas de prensa más breves de la historia, la de Trappatoni contribuyó a la ampliación de los límites del lenguaje cotidiano alemán, del que ambas frases forman parte ya, y merece ser vista aunque no se sepa alemán: en realidad, el entrenador italiano tampoco sabía.

2

Aunque es posible que Giovanni Trappatoni y Jesús de Nazaret no tengan demasiado en común (si acaso, posiblemente, que ambos fueron católicos, aunque más el primero que el segundo), sí comparten una cierta vocación por los escándalos públicos. Piénsese en la visita de Jesús al templo de Jerusalén (Mateo, 21.12-17; Marcos 11.15-18; Lucas 19.45; Juan 2.13-25), cuando expulsó a los mercaderes que proliferaban en él al grito (por cierto, una cita) de “Mi casa será llamada casa de oración para todas las naciones, pero ustedes han hecho de ella una cueva de ladrones”. A continuación, Jesús tomó un látigo y la emprendió contra el ganado que era vendido a los visitantes para su sacrificio y contra los mercaderes, cuyos puestos volcó en un auténtico rapto de furia: al parecer, fue este rapto el que convenció a las autoridades locales de la peligrosidad de Jesús y de sus seguidores y de la necesidad de arrestarlo, cosa que acabaron haciendo con el resultado por todos conocido: fundar una religión. No todos los raptos de furia concluyen de esa forma y casi ninguno funda una religión, pero este lo hizo, lo que no debería sorprender viniendo de alguien que afirmó que no venía a traer paz sino lucha (“la espada” en otras versiones del texto).

3

A pesar de que un templo es un sitio magnífico para dar vía libre a la indignación y a la furia, en los últimos tiempos, el lugar preferido para hacerlo es el parlamento. Piénsese en los enfrentamientos en el hemiciclo italiano de octubre de 2011, los que tuvieron lugar en el ucraniano en diciembre de 2012 y en el venezolano unas semanas atrás, todos ejemplos de que, en política, para tener razón hay que ser más que los otros.

4

A diez minutos del final del tiempo reglamentario, en su último partido, en la final de una Copa del Mundo, el extraordinario Zinedine Zidane (uno de los jugadores más elegantes y caballerosos de la historia reciente del fútbol) le pegó un cabezazo al defensor italiano Marco Materazzi debido a que el segundo dijo que prefería intercambiar hermanas a camisetas. Quizá el jugador italiano solo quisiera llevar la contraria (de hecho, nadie tiene ningún interés en la hermana de Zidane pero muchos desearían tener una camiseta suya), pero el hecho es que la expulsión del jugador francés permitió a Italia equilibrar el partido, que acabó ganando en la tanda de penaltis. Una vez más, ganaban los malos.

5

Violencia Rivas inventó el punk algo más de una década antes de que lo hicieran en Inglaterra, y lo hizo con canciones como Métete tu cariño en el culo y Estas Navidades lo que más deseo es hacer a mi familia brindar con meo. Por supuesto, Violencia Rivas nunca existió realmente (es un personaje del extraordinario cómico y actor argentino Diego Capusotto), pero las razones para su indignación y enfado sí son reales: “Convertirte en un muerto que trabaja es la tarea del maestro”, “El amor es un error de nuestras hormonas”, “Los medios de comunicación son los propagadores de la gangrena mental”, “No me depilo ni hago dieta / Quiero estar fea, hecha una cerda: ser un espejo de tu mierda” son grandes frases que sirven de mantra a quienes, como yo, pensamos que las cosas podrían estar peor si no estuvieran ya lo suficientemente mal. Violencia Rivas lo sabe, y por eso es la banda sonora perfecta para estos tiempos de incertidumbre.

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 
 

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 
 

ANUAL + REVISTA IMPRESA

75año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
4 Números impresos Jot Down
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + REVISTA IMPRESA + FILMIN

100año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
4 Números impresos Jot Down
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

14 comentarios

  1. amaoutin

    te has equivocadoooo!! Zidane es francés no alemán!! uooooo!!

  2. Gothgorito

    Francés, Zidane es francés, por dios!!

    Por lo demás, me molan mucho este tipo de artículos. Lástima fuese más extenso.

  3. Patricia

    la expulsión del jugador FRANCÉS, no alemán…

  4. viejotrueno

    Ira furor brevis est

  5. VicksVap

    Jugador elegante me parece bien, pero lo de caballeroso… Un tío con un amplio historial de expulsiones, que jugaba bonito y con técnica, pero con mucho genio. Un tío caballeroso en el campo es Puyol, por ejemplo, que siempre va de cara y es noble. Zidane os queda muy bien para el rollo JotDown porque tiene porte, es guapete y elegante. Pero no le elegiría entre los futbolistas más nobles de la historia seguramente.

  6. Berbelento

    Zidane es argelino.

    • Claro, claro, Zidane argelino. Por eso ganó el Mundial con la selección de Argelia, ¿no? Ni siquiera nació en Argelia, simplemente tenía orígenes en ese país.

  7. Dos errores graves en el artículo.
    Jesús no era católico sino Judío.
    Francia e Italia estaban empatadas en el momento de la expulsión de Zidan.

    • Uhm, discrepo.
      Lee de nuevo la primera parte de la cita: “Mi casa será llamada casa de oración para todas las naciones». O sea catolicismo, que significa universalismo. Casi parece la frase fundadora del concepto. Por otra parte, hasta el concilio de Jerusalén (año 50 more or less) todos los católicos eran judíos.
      El articulista dice que Italia equilibró el partido, que no es lo mismo que empatarlo. Recuerdo que antes de la expulsión de Zidane se mascaba el segundo gol de Francia. Después ya fue más equilibrado.

  8. Muy bueno y ameno. Celebro de pie la mencion a Capusoto

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.