Jaume Esteve: 2012, ¿año de sucesiones?

Publicado por

Puede que no haya otra industria que haga del rumor su medio de vida como la del videojuego (no, no consideramos al mundo del corazón como industria). La aparición de Internet y de una audiencia global y conectada 24/7/365 ayuda, y mucho, a que ese monstruo que conocemos por medios de comunicación especializados en videojuegos nos bombardeen cada cierto tiempo con rumores sobre nuevos juegos y, llegado el momento, sobre nuevas consolas.

Ya se sabe, no hay nada más jugoso para un medio online (y también para los escritos) que comenzar a vender humo sobre lo que está por venir y sobre el futuro que va a dejar todo lo visto en pañales (aunque la tecnología acabe superada por el PC a los pocos años). Qué narices, a la industria también le interesa ese juego porque le permite engrasar la maquinaria y renovar parques de hardware y software cada unos pocos años a la vez que se aumenta exponencialmente la base de jugadores.

Dicho todo este rollo, este 2012 se presenta interesante en el campo del hardware. Hablando en plata, además de la sucesora de Wii, que está más que confirmada para finales de año, comienzan a crecer los indicios de que sabremos algo de las nuevas máquinas que Sony y Microsoft están poniendo a punto para sustituir a la generación actual.

¿Qué hay de cierto en todo esto? Hace unos meses, sinceramente, no habría dado un duro en la afirmación que acabo de hacer unas líneas más atrás. No porque el río no sonara, que comenzaba a hacerlo tímidamente, sino porque los mandamases de las grandes multinacionales dejaron bastante claros cuales eran sus planes para este año. Microsoft dejó bien claro que no iba a competir con Nintendo y Sony decía tres cuartos de lo mismo.

El argumento, que Sony no se cansa de repetir, es que esta última generación tiene un ciclo de vida mucho más largo de lo que hemos conocido hasta el momento y que la idea es alargar la vida útil de las máquinas hasta los diez años. Teniendo en cuenta que 360 y PS3 salieron en 2005 y 2006 respectivamente, nos quedan todavía tres y cuatro años hasta que podamos pensar en su jubilación, en palabras de sus responsables.

Bien es cierto que el hecho de que Sony haya puesto una fecha para retirar a PS3 no quiere decir que no vaya a tener PS4 lista hasta entonces. La longevidad de PS2 es el mejor ejemplo de ello, una consola que ha sabido aguantar como un jabato por mucho que la alta definición haya intentado comerse el mercado y que le ha demostrado al gigante nipón que hay un nicho de mercado dispuesto a exprimir viejas máquinas con juegos a precios más económicos.

Pero volviendo a las nuevas máquinas. ¿Qué está pasando para que podamos pensar en que una nueva Xbox o una nueva PlayStation están más cerca de lo que creemos? A finales de febrero saltó la liebre cuando un responsable de Crytek tuiteó algo que no debía y dejaba a la vista el nombre del proyecto destinado a suceder a Xbox 360: Durango. Obviamente, sería muy ingenuo pensar que hasta ese momento Microsoft no tenía nada entre manos, pero el hecho de que se produzcan reuniones de este nivel con desarrolladoras indica que la cosa está más avanzada de lo que parece. Y están más avanzadas porque en las últimas semanas han comenzado a sucederse todo tipo de rumores sobre las especificaciones técnicas de la máquina que dejan claro un punto: ya hay equipos de desarrollo trabajando sobre el terreno con la nueva máquina, de ahí que comience el festival de filtraciones encabezados por rumores que dicen que la nueva Xbox requerirá conexión permanente a Internet.

Sony no le va a la zaga a su colega norteamericano. Sabemos que la nueva consola se llama supuestamente Orbis y también se está especulando con que tendrá su propio sensor de movimientos a lo Kinect.

Con todo este mogollón, también llegan señales de estudios que están trabajando abiertamente en la próxima generación sin hacer una mención expresa a Wii U, la nueva consola de Nintendo.

En definitiva, ¿vamos a tener anuncio a lo largo de 2012? Si tuviera que apostar ahora mismo, diría que sí, aunque puede que el E3 quede muy cercano. La cita angelina va a ser la presentación, ahora sí, en serio, de Wii U (de la que me juego lo que sea a que cambiará de nombre) después del adelanto de 2011. Los E3 son ferias donde casi importa más hacer ruido que tener algo entre manos, por lo que podría ser una ocasión ideal para que tanto Sony como Microsoft intentaran robar el show a la gran N.

En todo caso, da la sensación de que ambas compañías van a marcarse de cerca. Sony debe haber aprendido bastante del error táctico que cometió en su día con el lanzamiento de PS3 y del acierto de Microsoft al salir un año antes con una tecnología que ha demostrado ser bastante similar llegado el momento de coger el mando. Las cifras dicen que Sony todavía no ha sido capaz de superar a Microsoft y que, de hacerlo, el margen no va a ser como para lanzar las campanas al vuelo.

Si avanzarse a la competencia puede ser un golpe de efecto, dejar de la mano de dios a la presente generación no parece un movimiento extremadamente sabio. Y es por aquí por donde pierden peso los rumores de nuevas consolas para este año. Que Nintendo lance una nueva máquina tiene sentido, si tenemos en cuenta que el ciclo de Wii está más que agotado y que la firma japonesa necesita dar un golpe de efecto con su nueva propuesta (está por verla potencia de la misma, aún no sabemos si a la altura de las máquinas actuales o por encima). Pero que lo hagan Sony y Microsoft es un movimiento más incierto. Vale, la primera está teniendo unas pérdidas récord y necesita un golpe de efecto, pero la segunda goza de buena salud y está vendiendo más consolas que nunca.

Después de todo este rollazo, ¿en qué quedamos? Me voy a lanzar a la piscina, algo que se lleva mucho en este sector, para afirmar que antes de que acabe el año sabremos algo de forma oficial ya sea de Sony o de Microsoft. 2012 será el año de la sucesora de Wii, y de ninguna más, pero algo me dice que a finales de 2013 ya podremos catar la nueva generación de consolas. Y, ojo, que hay quien dice que va a ser la última que conozcamos tal y cmo se concibe el negocio hoy en día. Pero ese es un tema para otra entrada…

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 
 

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 
 

ANUAL + REVISTA IMPRESA

75año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
4 Números impresos Jot Down
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + REVISTA IMPRESA + FILMIN

100año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
4 Números impresos Jot Down
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

3 comentarios

  1. Proverbio mordoriano

    Me voy a atrever a aportar un consejo a todo aquel que hace un artículo sobre la nueva generación de consolas.

    Que ya vale de poner fotos de artefactos, mamotretos y espantajos que no van a ser la PS4 ni la Xbox720 para nada. Son fakes malos, insulsos y mil veces repetidos. Sinceramente, creo que no aportan nada.

    Por lo demás me ha gustado el texto.

  2. Daniel

    Para mi la clave está en que Nintendo nunca pone a la venta una consola a un precio menor del que cuesta fabricarla, algo que sí hace Sony y en menor medida Microsoft.

    Sony no está financieramente muy bollante que digamos, Kaz ya dijo que si no hacían las cosas de manera diferente la compañía estaba en riesgo. Microsoft supongo que sigue tirando de veta con la vista puesta en el futuro.

    Por otra parte, una nueva generación de consolas más potentes significa un nuevo aumento de los costes de desarrollo, lo que introduce aún más riesgo en el negocio.

    No sé, no lo veo nada claro, por un lado la inercia de los ciclos se supone imparable, pero veo demasiada incertidumbre, a lo mejor esta vez el que golpea primero (y no lo digo por Nintendo, que financieramente es muy conservadora) no es el que golpea más fuerte.

    Yo de Sony o Microsoft me esperaba a ver cómo se hunde mi rival por querer ser el primero.

  3. ¡Qué necesario resulta tomarse en serio escribir sobre el arte, la cultura y la industria del videojuego! Estoy harto de leer textos sobre consolas, al igual que ocurre con la prensa deportiva, que parecen elaborados por adolescentes hiperhormonados.

    Es necesario que Mario, Tomb Raider, GTA o Final Fantasy sean tomados, por el mundo de la cultura, con la misma seriedad y rigor que Psicosis o Ziggy Stardust.

    Gracias a JotDown por contribuir a la dignificación cultural de esta ENORME industria.

    Al margen de esto. Creo que tienes razón en que Wii está próxima a su cénit. Sin embargo es ahora cuando está mejorando (con el permiso de algunos Marios) notablemente su catálogo de juegos: Xenoblade Chronicles, Pandora’s Tower, Skyward Sword… ¿Están reorientando al público de la gran N hacia la línea de juegos su nueva máquina?

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.