¿Qué película de Spielberg ha retratado mejor la infancia?

Publicado por

Dada la generosidad con que la gente regala los consejos la mayoría no deben de tener mucho valor, pero ocasionalmente alguno da en el blanco de tal forma que no hay oro que lo pague. Es lo que le pasó a Steven Spielberg cuando estaba rodando Encuentros en la tercera fase y uno de sus actores, el también cineasta François Truffaut, le dijo: «Deberías hacer una película sobre niños, porque tú mismo eres uno». Hasta ese momento ya había demostrado dos cualidades que hoy día se le siguen reconociendo: su formidable talento narrativo y su habilidad para recaudar gritones de dólares, especialmente con su película anterior, Tiburón. Pero ni esa, ni Loca evasión ni, aún menos, El diablo sobre ruedas, tenían nada de infantil.

Se ve que el consejo fue germinando en la mente de Spielberg y tres años después, mientras dirigía En busca del arca perdida en Túnez, conoció a la por entonces novia de Harrison Ford y posteriormente su esposa, Melissa Mathison. Con ella comenzó a dar forma a la tierna historia de un niño de un típico suburbio estadounidense que se hace amigo de un extraterrestre. No, no estamos hablando de Mi amigo Mac, que es la primera que se les habrá venido a la mente, sino de E. T., el extraterrestre. Desde entonces nuestro cineasta favorito adquiriría la tercera seña de identidad que le atribuye cualquiera que oiga su nombre: su íntima conexión con el mundo infantil, de la que tendremos otra muestra con el inminente estreno de Mi amigo el gigante. Así que aprovechando tan feliz acontecimiento nos centraremos ahora en esa faceta suya, con la que ha logrado fascinar a millones de niños una generación tras otra.

Cada vez que recorremos la biografía de cualquier personalidad tenemos el vicio inevitable de escudriñar causas en su infancia de todo aquello que luego le distinguirá en la edad adulta, buscando siempre la anécdota que nos haga exclamar «mira, ya apuntaba maneras». Pues bien, con Spielberg realmente fue así. Su conexión con el público infantil resultó posible por hablar precisamente de su propia infancia, que como bien supo ver Truffaut tan fresca mantenía. En ella están las líneas fundamentales de su obra. El divorcio de sus padres, que le haría preocuparse tanto por la familia y el papel en ella de la figura paterna; los suburbios de clase media y su estilo de vida; el interés por la astronomía y las nuevas tecnologías que le inculcó su padre; el recuerdo del tatuaje del número que conservaba un pariente suyo superviviente de Auschwitz; el miedo al agua y el temor a los monstruos; el sentimiento de soledad y la necesidad de tener un vínculo especial con algún amigo y, cómo no, toda la televisión y el cine que absorbió entonces y que marcaría su estilo, desde ¡Qué bello es vivir! hasta El enigma de otro mundo. De hecho hay una anécdota en su infancia que cuesta un poco creer por lo mucho que se parece a una escena que el propio Spielberg pudiera rodar. En una carrera escolar él estaba penúltimo, por delante de un discapacitado mental al que todo el público aplaudía, de manera que fingió tropezar para que pudiera adelantarle y llevarse los vítores. Tras llegar el último a la meta el pequeño Steven lloró, en un momento del que más adelante diría que «nunca me he sentido mejor y peor a la vez en toda mi vida». Solo faltan violines. Veamos pues cuál ha sido la huella que esos primeros años dejaron en su filmografía.

(La caja de voto se encuentra al final del artículo)

________________________________________________________________

E.T., el extraterrestre

Imagen de Universal Pictures.
Imagen de Universal Pictures.

El mismo año en que se estrenaba la historia de unos androides inicialmente carentes de empatía que terminaban adquiriéndola al tomar conciencia de su mortalidad, llegó esta otra sobre un marciano tan tremendamente empático que, literalmente, conectaba su conciencia con la de quien le adoptase. Lo que uno viviera o bebiera el otro lo experimentaría como propio. Para un chaval solitario que tantas veces se había sentido aislado de los demás no podía haber fantasía más reconfortante, y su particular ensoñación resultó ser también la de millones de espectadores de todas las edades.

________________________________________________________________

Poltergeist

Imagen de MGM.
Imagen de MGM.

Las normas en Hollywood prohibían a un cineasta rodar dos películas simultáneamente, así que mientras dirigía la anterior Spielberg se limitó aquí a ejercer de productor… al menos al principio. Cada día de rodaje fue volviéndose más intrusivo y por cuestiones legales tampoco podía despedir a Tobe Hooper, que oficialmente siguió al frente, pero la criatura terminó siendo al final nítidamente spielbergiana. Se dice que fue una película maldita porque varios miembros de su reparto murieron con el paso de los años y yo añadiría que los que no murieron engordaron o se quedaron calvos, no hay más que fijarse en su aspecto hoy día. Debe de ser una maldición india, en mi opinión.

________________________________________________________________

Indiana Jones y el templo maldito

Imagen de Paramount Pictures.
Imagen de Paramount Pictures.

George Lucas le propuso un día, mientras charlaban relajados en una playa, una saga en torno a un arqueólogo aventurero de nombre Indiana Smith. A Spielberg le encantó la idea y de ahí surgió En busca del arca perdida. Tras el colosal éxito que supuso, llegó en 1984 la hora de su continuación. De un tono algo más sombrío y claustrofóbico, tiene toda clase de escenas truculentas pero, a pesar de todo ello, es la historia que un niño le contaría a otros. Tapón es el coprotagonista, que toma a Indiana como figura paterna y lucha contra un mundo de adultos que mantienen esclavizados a los niños. Desde una percepción subjetiva «la vuelta al cole» tenía mucho más que ver con esas horribles minas que con la imagen de alegría que vendieran los anuncios, así que cómo no sentirse identificado cuando finalmente rompían sus cadenas y lograban escapar.

________________________________________________________________

El imperio del sol

Imagen de Warner Bros.
Imagen de Warner Bros.

Christian Bale fue el protagonista de esta historia que el director define como de pérdida de la inocencia. Desde que se separa de su familia hasta que finalmente la reencuentra parecen haber pasado mil años. Una época en la que encuentra en uno de los prisioneros del campo alguien a medio camino entre un amigo y un padre adoptivo. Por cierto, buena parte de esta película se rodó en Cádiz, concretamente en las marismas de Trebujena.

________________________________________________________________

Hook, el capitán Garfio

Imagen de Amblin Entertainment.
Imagen de Amblin Entertainment.

Alguien como nuestro autor no podía dejar de lado la historia de Peter Pan y todo aquello que simboliza, así que la abordó de lleno en una película que en su momento no tuvo una buena acogida entre la crítica, aunque sí por parte del público.

________________________________________________________________

Parque Jurásico

Imagen de Amblin Entertainment.
Imagen de Amblin Entertainment.

Hay gente para todo, decía el maestro, e incluso algún niño habrá por el mundo a quien no le gusten los dinosaurios. Para todos los demás hizo Spielberg este filme, que vino cargadísimo de expectativas por sus novedosos efectos digitales (desde entonces el CGI no es que no haya mejorado, es que ha ido a peor) y que, sorprendentemente, fue capaz de colmar. Pero de aquello ya hablamos en este artículo.

________________________________________________________________

A.I. Inteligencia Artificial

Imagen de Amblin Entertainment.
Imagen de Amblin Entertainment.

Aquello que un científico no descubra ya habrá otro posterior que lo haga, pero la obra inacabada que deja un artista será un hueco imposible de llenar. Stanley Kubrick murió demasiado pronto y siempre nos quedará la duda de cómo habría sido la batalla de Montecassino que planteaba rodar. Algo parecido podría decirse de A.I. Inteligencia Artificial, un proyecto que culminó Spielberg, aunque dotándolo ya de su propio estilo. Que no es que sea peor, pero es otro. El niño-robot protagonista necesita desesperadamente encontrar una familia, ser amado, al igual que Eliot, Tapón, Jim, el propio Steven y, en definitiva, todos nosotros.

________________________________________________________________

La guerra de los mundos

Imagen de Amblin Entertainment.
Imagen de Amblin Entertainment.

Inspirada en la novela de H. G. Wells, no es desde luego una película destinada a los niños, pero dado el protagonismo que tienen en la pantalla es justo incluirla aquí. Como en otras ocasiones nos muestra una familia rota y no muy bien avenida que, a pesar de todo y de acuerdo a la cosmovisión del director, sigue siendo el eje que da sentido a la vida, aquello por lo que merece la pena luchar en un mundo hostil en el que el hombre es un lobo para el hombre y el marciano también. Se acabaron las criaturas bondadosas de mirada tierna y dedos curativos, incluso los niños llegan a resultar en ocasiones francamente insoportables. Pero con estos bueyes hay que arar, parece decirse el sufrido protagonista interpretado por Tom Cruise.

________________________________________________________________

Las aventuras de Tintín: el secreto del Unicornio

Imagen de Amblin Entertainment.
Imagen de Amblin Entertainment.

Concluimos volviendo al comienzo: el año en que rodaba E.T. se interesó por los cómics de Hergé y pidió a la guionista de esta cinta, la mencionada Melissa Mathison, una adaptación. El resultado no le satisfizo y el proyecto quedó en el limbo mientras la tecnología infográfica iba desarrollándose, hasta que finalmente lo retomó y treinta años después, en 2011, se estrenó Las aventuras de Tintín: el secreto del Unicornio. A Spielberg siempre le ha entusiasmado realizar minuciosos story-boards con miles de viñetas con las que prever cada detalle del rodaje, así que una película de animación se ajusta como un guante a su manera de trabajar. De hecho este año se estrenará la segunda parte, aunque esta vez él solo será el productor. Seguiremos pues pendientes de todo lo que quiera ofrecernos este director, alguien que hace de este mundo un sitio un poco mejor y que, teniendo ya más dinero del que pueda gastarse en varias vidas, simplemente rueda películas porque es lo que le gusta hacer. Este verano comenzará el rodaje de una historia de ciencia ficción, Ready Player One, y tras ella previsiblemente llegará El secuestro de Edgardo Mortara, la historia de un niño judío que fue secuestrado por orden del papa Pío IX y acabó convertido en sacerdote católico, más adelante se trasladaría al País Vasco y daría sermones en euskera al mismísimo Unamuno. Será curioso verla…

________________________________________________________________

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

FOR EVER

120Para siempre
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
PARA SIEMPRE (en un solo pago)
 

15 comentarios

  1. Os habéis olvidado de Los Goonies,producida y escrita por Steven aunque dirigida por Richard Donner.

  2. Que digo yo que...

    … es que quedar penúltimo por delante del «discapacitado» es peor que tropezar y llegar último. Esto es, desde el cruel sistema de valores de la vida real escolar. Siempre podrá decir que tropezó para que le adelantara. De hecho lo hace. Otra jugada maestra del genial Esteban.

  3. Joseph

    Cuando era un niño las películas que miré de él fueron El Imperio del Sol y Tiburón, no me llamarían la atención ver las otras, hasta que publicaron Jurassic Park retomé a Spielberg. Hoy en día tampoco me apetece echar un ojo a las nominadas. Si volvería a ver El Imperio del Sol.

  4. Pingback: ¿Qué película de Spielberg ha retratado mejor la infancia?

  5. Por dios… va hacer ready player one? ..la historia es entretenida y romántica. Esta llena de referencias: videojuegos, musica, cine. Que le dan colorido.La va a desgraciar.

    Que pena. Desde el color purpura este señor no ha hecho nada decente.me temo lo peor.

    • bluays

      ¿En serio nada decente? Entiendo que no te gustará la saga de Indiana Jones. Pero ¿no son decentes La lista de Schindler y Salvar al soldado Ryan?

      Puede que no te pueda gustar una pelicula, pero de ahí a decir que no es decente…

  6. Tienes razon . Es decente . Rectifico.

  7. Maestro Ciruela

    Hay un Spielberg que me interesa y otro que me produce sopor y éste último es el del cine pretendidamente para niños y adolescentes, ñoño y empalagoso hasta decir basta. Estoy empezando a creer que soy un tipo raro y agradecería alguna opinión de alguien que pensara como yo. Cuando tenía cinco, seis, siete años, veía «Peter Pan», «La Dama y el Vagabundo» y cosas así aunque las alternaba con muchas películas en cines de barrio con mis tíos más jóvenes (15, 16 años) tales como «Siete novias para siete hermanos», «El mayor espectáculo del mundo», «Los vikingos» e incluso con mi madre, gran aficionada al cine que a la salida del cole, nos llevaba a un local justo al ladito para ver, entre otras, cosas como «Las noches de Cabiria», «Rififi» o el «Frankenstein» de la Hammer. Pero vamos, quiero decir que a los trece años lo que yo veía, eran cosas como «007 contra Dr. No», «West side story», «La conquista del oeste» y eso después de haber visto un año o dos antes, «Ben Hur» o «Psicosis». Ahora, tíos con incipiente bigote ven «Harry Potter» y tíos con toda la barba desde hace mucho, babean nostálgicamente con tontunas como «Star wars», «Indiana Jones» o ¡¡»E.T.»!!
    De verdad, ¿no hay nadie por aquí que esté harto de ese cine tontaina de Spielberg y Lucas? ¿Es que las últimas generaciones han acabado en esto…?

    • El filete era mío

      Pero, Maestro, ¡qué cosas le dejaban ver a usted! ¡Psicosis, Frankenstein (Hammer)! Pero si a mí, que creo ser bastante más joven, no me dejaron entrar a ver «Espartaco» en reposición (primera mitad de los años 80 estamos hablando). Debió ser porque habían añadido la secuencia aquella de los caracoles y las ostras. Sin duda fue usted un gran afortunado por poder ver tantas joyas en pantalla grande.
      Reconozco que tengo debilidad por Spielberg, me gusta mucho. Y creo que después de «Salvar al soldado Ryan» encadenó una ristra de obras maestras que ya quisieran otros con más prestigio de cineastas “duros”. «ET» la vi de niño en el cine y no me gustó. Tampoco me gustó «Star Wars”. Yo era un poco raro de pequeño. “Star Wars” sigue sin gustarme y “ET” no la he vuelto a ver, por raro que parezca. De Indiana Jones me parece bastante buena la primera (“En busca del Arca perdida”) y las demás me producen entre cansancio e indiferencia, al margen de que todas tengan buenos momentos resueltos con la pericia narrativa que a Spielberg es difícil discutirle. Ahora, críticos sesudos y espectadores encallecidos debaten con denuedo sobre el último estreno de Marvel, por ejemplo, algo que hace 20 años hubiera sido tema solo para adolescentes y cuatro fanáticos de los cómics. Quizá todos nos hemos infantilizado un poco. O sea, que estoy y no estoy de acuerdo con usted. No sé si me explico. Con todo, Spielberg me parece uno de los cinco o seis mejores cineastas americanos vivos.

      • Maestro Ciruela

        A mí también me parecía asombroso que nos dejaran entrar en el cine para ver cosas como esas, aún con el obligado tutelaje de adultos pero el caso es que nos aprovechamos bien de ello.
        Spielberg, si dejamos de lado gran parte de su producción a la que antes me he referido, tiene a su favor un puñado de peliculones entre los que mis preferidos son: «El diablo sobre ruedas», «Tiburón», «El color púrpura», «El imperio del sol», «La lista de Schlinder», «Salvar al soldado Ryan», «Munich» y «Lincoln». Es decir, a mí el Spielberg que me gusta, es el que se pone serio para contar algo y cree totalmente en ello. No me gusta en cambio, ese humorcillo de patio de colegio que ha gastado para las epopeyas de galaxias y aventureros con látigo y sombrero de ala ancha; ese tufillo de estar contando algo que ya nos habían contado de maravilla, gente, entre otros, como Richard Fleischer, Cecil B. DeMille o Jacques Tourneur, pero con esa sonrisilla de «medio lao» como dando a entender a sus colegas: «En el fondo, yo hago esto porque soy la hostia de bueno y puedo hacerlo pero como comprenderéis, estoy (estamos) por encima del tema y naturalmente, no nos lo creemos porque somos demasiado guays. Naturalmente, Spielberg filma sus trabajos de maravilla, y como usted bien dice, la pericia narrativa y la factura técnica son, bajo mi punto de vista, irreprochables y el producto final es de lo mejor que se ha podido ver en cine desde que él está en el negocio.
        También estoy de acuerdo con usted en incluir a Spielberg (el que me gusta a mí) entre esos seis mejores directores americanos vivos. Saludos.

  8. Falta tiburon. Vida en una zona de veraneo, llegada de turistas y barcos. Salvo por el bicharraco, esos han sido muchos de mis veranos (y lo siguen siendo)

    • Además que la relación de Brody con sus hijos y el miedo a que a ellos les pueda pasar algo es eje fundamental de la película. Si en la lista está «War of the Worlds», ¿cómo se dejaron esa?

  9. cuánta razón hay en lo de las animaciones CGI pre y post Parque Jurásico.

    Ojalá una gráfica que relacionara «Calidad 3D – Año», impresa bien grande, con el año 1993 marcado en rojo fosforito y que colgara de la mayoría de los estudios donde se ruedan escenas de acción de hoy en día…

  10. Yendo estrictamente a responder la pregunta, creo que sería E.T.

    Saludos desde Paraguay!

  11. Hace mucho tiempo que su cine me aburre, pero Spielberg es un genio, un coloso del cine (al menos técnicamente) ¿Que rodó truñacos varios y es un poco moñas a veces? pues también, para qué engañarnos.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.