¿Cuál es la mejor canción sobre la ebriedad?

Publicado por

«Hay que estar siempre borracho. Todo consiste en eso: es la única cuestión. Para no sentir la carga horrible del Tiempo, que os rompe los hombros y os inclina hacia el suelo, tenéis que embriagaros sin tregua. Pero ¿de qué? De vino, de poesía o de virtud, de lo que queráis. Pero embriagaos. Y si alguna vez, en las gradas de un palacio, sobre la hierba verde de un foso, en la tristona soledad de vuestro cuarto, os despertáis, disminuida ya o disipada la embriaguez, preguntad al viento, a la ola, a la estrella, al ave, al reloj, a todo lo que huye, a todo lo que gime, a todo lo que rueda, a todo lo que canta, a todo lo que habla, preguntadle la hora que es; y el viento, la ola, la estrella, el ave, el reloj, os contestarán: “¡Es hora de emborracharse! Para no ser esclavos y mártires del Tiempo, embriagaos, embriagaos sin cesar. De vino, de poesía o de virtud; de lo que queráis”». Esta es la orden que nos dejó por escrito Baudelaire. ¿Quiénes somos nosotros para desobedecerla? Todo aquello que no beba uno se lo acabarán bebiendo los demás, así que no hay tiempo que perder. Para acompañarles en la tarea aquí traemos esta selección de temas, aunque ciertamente el repertorio sea inagotable: exceptuando el amor, nada ha inspirado tanto a los músicos de todas las épocas y estilos como la búsqueda, mediante el alcohol u otras sustancias, de eso que dicho poeta francés llamaba los paraísos artificiales, que en el fondo son los únicos reales. Así que como las opciones serían interminables voten o añadan las que deseen.

(La caja de voto se encuentra al final del artículo)

_________________________________________________________________________

«Sally MacLennane», de The Pogues

No podíamos empezar por otro grupo. Decía Napoleón del champán que en la victoria lo mereces y en la derrota lo necesitas, aunque podría extenderse al alcohol en general. Esa es su grandeza, marida con cualquier estado de ánimo: desde los momentos de euforia hasta los de melancolía. Tal como hace esta misma canción, de tono claramente festivo aunque en su letra nos hable de todo aquello que dejamos atrás en la vida y ya no recuperaremos. Sally MacLennane puede interpretarse como el nombre del pub en el que Jimmy se reunía con sus amigos y al que soñaba con volver algún día, esperando encontrar a todos como si el tiempo no hubiera pasado. Pero no.

_________________________________________________________________________

«Tubthumping», de Chumbawamba

Chumbawamba fue una banda de punk rock británica muy reivindicativa que tuvo su mayor éxito con este tema y con el disco al que pertenece, Tubthumper, por el que escucharon las inevitables quejas de «os habéis vuelto muy comerciales», «vosotros antes molábais», etc. Al margen de la incomprensión que generase en sus fans iniciales, esta canción también nos habla de una gran causa por la que luchar. A medida que la intoxicación etílica avanza uno va poniendo más énfasis en sus palabras aunque a veces pierda el hilo de qué está diciendo exactamente. Pero da igual, es muy importante y los demás deben oírlo. La coordinación motora empieza a fallar y las paredes y el suelo juegan con nosotros. Entonces puede uno caer noqueado, pero debe levantarse y seguir, eso es lo que importa.

_________________________________________________________________________

«Cheers», de Rihanna

Robert Louis Stevenson tenía una abuela muy sabia que les decía: «¡Cuidado con la bebida, hijos míos, porque puede llevar al vicio!». Esa es la actitud, sí señor, que también vemos reflejada en este tema dedicado por Rihanna a «todos los semialcohólicos del mundo». Desde su mismo título una reivindicación de la embriaguez colectiva, en la que fluye la amistad y los problemas que nos agobian en el día a día quedan momentáneamente de lado. Avril Lavigne, aparte de aparecer en el vídeo bebiendo y cayendo a la piscina, también interviene en la canción con un fragmento de otra suya, justo aquí.

_________________________________________________________________________

«Salud, dinero y amor», de Los Rodríguez

También sobre brindis trata esta canción, en la que se brinda por todas las cosas buenas de la vida y ya puestos también por las que no lo son tanto, e incluso por olvidar el motivo por el que se brinda. Andrés Calamaro tuvo posteriormente una carrera en solitario en la que también incidía en estos temas, como en «Veneno» o en «Nunca es igual», con la intervención estelar de Antonio Escohotado, que algo sabe de estas cosas.

_________________________________________________________________________

«Rehab», de Amy Winehouse

En La ciencia del placer: sexo, drogas y rock&roll bajo el microscopio, señala Zoe Cormier que «tanto la música como las drogas estimulan muchas de las mismas conexiones neuronales, de manera más importante en un diminuto órgano llamado núcleo accumbens. Ambas producen la liberación de muchos de los mismos neurotransmisores». Quizá eso explique por qué aquellas personas dotadas de una especial sensibilidad musical sean tan propensas al consumo de toda clase de sustancias, puede que tengan más desarrollados esos circuitos cerebrales que responden a ambas clases de estímulos. De manera que la fuente de su talento sería también la de su perdición, porque la lista de grandes figuras de la música víctimas de tales excesos es amplísima, incluso ciñéndonos a aquellos que murieron específicamente con veintisiete años y abarcando cualquier estilo: desde el jazz hasta el reggae, pasando naturalmente por el rock. Tal vez se libre la música clásica, aunque Beethoven murió cirrótico, Chopin le daba al opio y Músorgski empinaba el codo por él y por todos sus compañeros. Como fue el caso también de la desdichada Amy Winehouse, que aquí cantaba acerca de cómo se le estaba yendo de las manos esto de beber.

_________________________________________________________________________

«Night Train», de Guns N’ Roses

No se puede hablar de beber sin mencionar tarde o temprano el botellón, que en el norte se llama «ir de litros» e incluso algunos lo emplean como verbo: «Hemos estado litrando». Seguro que la RAE lo reprueba enérgicamente. La cuestión es que en California sucede algo similar y hay vinos baratos muy requeridos para ello, como la marca Night Train. De eso trata esta canción, en la que se compara con beber gasolina y refleja el estado de euforia en que a uno le deja al tomarlo. Otra cosa será al día siguiente…

_________________________________________________________________________

«Alcoholics Unanimous», de Art Brut

Como tampoco puede dejarse fuera el día siguiente con su resaca y, siempre que las lagunas de memoria lo permitan, cierto arrepentimiento por las cosas dichas o hechas en plena desinhibición alcohólica: «Slept on my face, and woke up confused / A bit concerned about what I’ve been up to / There’s so many people I might have upset / I apologise to them all with the same pretext».

_________________________________________________________________________

«Blood Like Cream», de Red Fang

Aunque de todos los escenarios descritos en torno al alcohol a lo largo de la historia de la música, probablemente el más desolador, el más negro abismo al que podamos asomarnos, es el que plantea este vídeo: una invasión zombie en la que vienen no a comerse nuestros cerebros, sino a beberse nuestra cerveza. No, mira, eso ya no.

_________________________________________________________________________

«Cigarettes and Alcohol», de Oasis

All you need is love, cantaban Los Beatles y sus autoproclamados herederos aquí se mostraban algo más pragmáticos: «All I need are cigarettes and alcohol!», aunque también mencionan la «white line».

_________________________________________________________________________

«Ladies And Gentlemen We Are Floating In Space», de Spiritualized

El titulo evoca uno de esos viajes psicodélicos que tanto han inspirado a los músicos, de hecho el grupo Spacemen 3 llegó a sacar un disco llamado Taking Drugs To Make Music To Take Drugs To. En el caso de este otro que nos ocupa da título también al álbum, que se vendió en una edición especial bajo el formato de una caja de medicamentos, por si alguien aún no lo pillaba.

_________________________________________________________________________

«E-Talking», de Soulwx

Lo mejor de esta canción es su videoclip, que recorre todo el abecedario de las drogas mostrándonos su efectos entre la concurrencia de un club nocturno cualquiera.

_________________________________________________________________________

«One Bourbon One Scotch One Beer», de John Lee Hooker

En «Thinking and Drinking» Amos Milburn decía que cuanto más pensaba más bebía, y cuanto más bebía más pensaba. Tanto debió pensar que en «Let Me Go Let Me Go Home, Whiskey» lamentaba que el whisky le estaba haciendo perder la cabeza, lo que le llevó a afirmar en «Bad, Bad Whiskey» que por su culpa acababa arruinando sus relaciones con las mujeres, por lo que prometía solemnemente dejar el whisky… y pasarse al vino. ¿Pero qué hacer cuando la bebida te provoca tantos problemas? Pues beber para olvidarlos, naturalmente, de eso trataba «One Bourbon One Scotch One Beer». Aunque de esta última la versión que tienen sobre estas líneas superó a la original.

_________________________________________________________________________

«La mandanga», del Fary

Y con este melocotonazo damos por concluida la selección, un vídeo en el que el propio artista nos explicaba su proceso creativo, asomándonos a esa tormenta de ideas en la que vivía inmerso. Quién pudiera presenciar aquel preciso instante en el que alumbró el ripio entre «chirifú» y «kung-fu», seguro que sonó un trueno a lo lejos… Pero el tema en su conjunto tiene valor, al acercarnos a la subcultura juvenil de la época en torno a las drogas, con sus hábitos y su jerga. Aparte de ser un filósofo que teorizaba en torno al binomio «hombre blandengue/pedazo de tío», estamos también ante un fino antropólogo a cuya observación nada escapaba.

_________________________________________________________________________

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

86 Comentarios

  1. Falta la canción ebria del rock español por antonomasia: vamos muy bien, de Obús, y fantásticamente versionada por Siniestro Total. Y otra canción ebria que noto a faltar el Agüita amarilla, de los Toreros Muertos.

  2. – “Saca el güiski cheli” de desmadre 75
    – “La fiesta de Blas” de fórmula V.

    Esas son las carencias imperdonables de esta lista.

  3. Me quedo con The Pogues, pero no con la que ponéis, sino con la frenética “Fiesta”, que siempre me ha parecido una canción muy de borrachos: https://www.youtube.com/watch?v=6pYI9t-I6qo

    De ellos también está bien, aunque en otro tono, más melancólico, “Fairytale of New York”, cuya letra es sobre las ensoñaciones de un borracho que pasa la Nochebuena en una celda.

      • Hombre, de una banda tan versada en el consumo alcohólico como los Pogues con ese Doctor en eso darle al frasco al frente como es Shane McGowan, son de esperar unos cuantos himnos relativos al tema. Sin embargo, así como “Fiesta” es una especie de perfecta postulante al trono de “Asturias Patria Querida” como canción de borrachos, el tema no es tan específico del bebercio (salvo ese “el vintisinco de agosto brio sus ohos Jaime Fearnley perro el bebe cinquante gin campari y se tendió para kerrarlos”). “Sally MacLennane”, aparte de la condición de Jimmy el protagonista como chapero de pub, del narrador como camarero de dicho pub y el hecho de que el protagonista acabase muriendo nada más volver por intoxicación etílica aguda (y de acuerdo, la contínua exaltación del greatest little boozer y de Sally Mac Lennane en sí), no es una tan gran exaltación del alcohol en sí. Sin embargo, “Streams of Whiskey” en su novelación del sueño con Brendan Behan y su filosofía, asumida por el narrador como la culminación del sentido común para el vacío existencial humano y dando la clave de la búsqueda de con qué llenar dicho vacío, a mí personalmente me resulta mucho más propio como himno etílico.

  4. “One Bourbon, One Scotch, One Beer”
    Clásico del blues, me quedo con la versión de George Thorogood and the Destroyers.

  5. Litros de alcohol corren por mis venas mujer, no tengo problemas de amor lo que me pasa es que estoy loco por privar, “Hormigón, mujeres y alcohol” de Ramoncín, ¿no merece estar?

    • Probablemente sí, pero el seleccionador quizás tenga miedo de la Sgae. Y yo he firmado con nombre falso, por si acaso

  6. Creo que no hay casi letra, ni música, ni vídeo que refleje la profunda melancolía agridulce de la camaradería de bar que PIANO MAN de Billy Joel.

    Todo esta allí, la incipiente vejez, la vida y los sueños enterrados en una barra de bar, las esperanzas que reviven un poco de noche y el espejo que refleja la verdad,la bebida se llama soledad pero es mejor beberla aqui, las mismas charlas de borrachos repetidas una y mil veces, la felicidad que revive fugazmente.
    La vida misma que se apura trago a trago.

    https://www.youtube.com/watch?v=gxEPV4kolz0&list=RDgxEPV4kolz0

    Son las nueve en punto de un sábado
    Llega el público de siempre
    Hay un anciano sentado cerca de mí
    Haciéndole el amor a su Gin & Tonic

    Me dice: Hijo, ¿puedes tocarme una vieja canción?
    No estoy realmente seguro de cómo va
    Pero es triste y dulce, y me la sabía completa
    Cuando era joven

    Cántanos una canción, eres el pianista
    Cántanos una canción esta noche
    Pues todos tenemos ganas de una melodía
    Y tú nos haces sentir bien

    Ahora John, el de la barra, es mi amigo
    El me da gratis mis bebidas
    Y es rápido con las bromas, o para encender tu cigarro
    Pero hay algún lugar donde él preferiría estar

    Me dice: “Bill, creo que esto me está matando”
    Mientras la sonrisa desaparece de su rostro
    Estoy seguro de que podría ser una estrella de cine
    Si pudiera salir de este lugar”

    Ahora Paul es un “novelista” de bienes raíces
    Que nunca tuvo tiempo para una esposa
    Y platica con Davy, quien aún está en la Marina
    Y probablemente siga de por vida

    Y la mesera está practicando política
    Mientras que el hombre de negocios se emborracha lentamente
    Sí, ellos comparten una bebida a la que llaman soledad
    Pero es mejor que beber a solas

    Cántanos una canción, eres el pianista
    Cántanos una canción esta noche
    Pues todos tenemos ganas de una melodía
    Y tú nos haces sentir bien

    Es un lindo público para un sábado
    Y el gerente me sonríe
    Pues sabe que es a mí a quien han venido a ver
    Para olvidarse de la vida por un momento

    Y el piano suena como un carnaval
    Y el micrófono huele como una cerveza
    Y ellos se sientan en la barra y ponen monedas en mi frasco
    Y me dicen: “Hombre, ¿qué haces aquí?”

    Cántanos una canción, eres el pianista
    Cántanos una canción esta noche
    Pues todos tenemos ganas de una melodía
    Y tú nos haces sentir bien

    • Pues menos mal que durante toda la vida he estado escuchando la canción en inglés sin entender ni papa ¡porque menudo peñazo la letrita de los cohones!
      Por cierto que Ana Belén nos pegó el cambiazo con la traducción aunque casi que mejor, ¿no?

      • Definición de peñazo: cosa fastidiosa o aburrida, dice que es un dicho de albacete y cuenca.

        Yo diría que es mas melancólico que peñazo.

  7. Por aportar… Caramelos podridos de ilegales, living after midnight de judas priest, pacto entre caballeros, de Sabina, mierda de ciudad de Kortatu

    • Esa no es de alcohol precisamente. Josele tenía una novia gallega y, por lo visto, un día que la andaba visitando, se debió de comer una jartá de honguitos de los que te hacen ver al Señor y toda la Corte Celestial. No sé si de hecho acabó tirado por Bouzas precisamente (por cierto, lo que más me gustaba de Vigo la temporada que estuve viviendo allí).

  8. En Galicia la canción de las borracheras se llama: “O cantar miudiño” (…eu traio unha borracheira de viño, que auga non quero mirar, eh! Mira Maruxiña, mira como veño!…)

  9. Tenéis que escuchar urgentemente Whiskey Ballad de Seasick Steve. Y por el mismo precio os dejo de regalo una de las mejores reflexiones sobre la embriaguez: “El alcohol no es la respuesta, pero te ayuda a olvidar la pregunta” Si eso no es fruto del genio, no sé yo…

  10. General Guinness, de The Boys of the Lough, Y los versos de Leonard Cohen “I fought against the bottle, but I had to do it drunk…”

  11. Asunciooón, Asuncioooooón, echa vino de nuevo al porrooooón

    Con esta y las apuntadas por otros lectores se podría hacer una lista alternativa y para mi gusto más interesante aunque, está claro, no es así para el seleccionador

    • Sin duda, El Club del Alcohol, de Danza Invisible. Es la mejor canción, estoy de acuerdo, como ya indiqué en otro comentario La letra es brutal en el sentido de ser un auténtico canto a beber alcohol por beberlo, no es necesaria fiesta alguna. Y, genial, la estrofa final:

      Letra de El Club Del Alcohol
      Frecuéntanos, nos debes visitar,
      frecuéntanos y luego asóciate.
      Olvídate, tómate algo, ven, inscríbete,
      somos el club del alcohol.

      A esa entrega no resistirás,
      no te queda voluntad, decides nada
      O cuando oyes líquido fluir, líquido sobre cristal,
      tu sangre pide más.

      Las lágrimas se ahogan en alcohol,
      las risas flotarán,
      El hielo funde cualquier inquietud,
      que el vaho hace sentir .
      ¡Degenera o muere!

      Frecuéntanos, nos debes visitar,
      frecuéntanos y luego asóciate.
      Olvídate, tómate algo, ven, inscríbete,
      somos el club del alcohol.

      En el alcohol se expresa la verdad,
      ven a recogerla ya, decides nada,
      O cuando oyes líquido fluir, líquido sobre cristal,
      tu sangre pide más.

      Las lágrimas se ahogan en alcohol, las risas flotarán.
      El hielo funde cualquier inquietud
      ¡Degenera o muere!

      Confía tus problemas al alcohol, te protegerá,
      Inunda en él tu cuerpo y siéntelo,
      y siéntelo fluir, siéntelo fluir.

      Olvídanos, si no quieres venir,
      disuélvete en agua mineral.
      Piérdete, molestas,
      nosotros somos el club del alcohol.

  12. Que “El Fary” sea la única representación de la gran cantidad de canciones sobre la ebriedad en castellano no es simplificar, si no lo siguiente de lo siguiente. Desde los “litros de alcohol” de Ramoncin, a Txus de La Polla Records, “Jartos de aguantar” de Reincidentes… Hasta “Blanco y Negro” de Barricada podía interpretarse como una oda a la ebriedad. Pero, bueno, al menos tenemos tema

    • Definitivamente “Txus”, de La Polla Records debería tener un hueco, igual que “Equilibrio”, de Kortatu y tantas otras canciones borrachuzas de nuestra discografía nacional mencionadas en mensajes anteriores. Igual merecían una lista para ellas solas.
      No hacer mención a Tom Waits también tiene delito…

  13. Inexcusable canción de borracho perdido: Joe Jackson y su magistral What’s The Use of Getting Sober (When you’re gonna get drunk again)

  14. empezar con los pogues sin duda es un acierto. pero gravísimo error en la selección del tema (buuuuuuuuu!) existiendo boat train y estos versos de homenaje a ese momento de la noche que dice: “pero si yo estaba controlando, ¿qué pudo pasar?” la letra más divertida del desdentado mc gowan

    First we drank some whiskey
    Then we drank some gin
    Then we drank tequila
    I think that’s what did me in

    j

  15. Faltó una canción corta muy antigua que la escuché en la versión del gran Jim Croce ..Cigarettes Whiskey and Wild Women

  16. Entre muchas, “L’ivrogne” de Brel, dura, lúcida y dulce como él:
    Ami remplis mon verre / Encore un et je vais… Non je ne pleure pas / Je chante et je suis gai / Mais j’ai mal d’être moi / Ami remplis mon verre… Buvons à ta santé / Toi qui sais si bien dire / Que tout peut s’arranger / Qu’elle va revenir / Tant pis si tu es menteur / Tavernier sans tendresse / Je serai saoul dans une heure / Je serai sans tristesse / / Buvons à la santé / Des amis et des rires / Que je vais retrouver / Qui vont me revenir / Tant pis si ces seigneurs / Me laissent à terre / Je serai saoul dans une heure / Je serai sans colère / / Ami remplis mon verre / Encore un et je vais… Non je ne pleure pas / Je chante et je suis gai / Mais j’ai mal d’être moi / Ami remplis mon verre. Buvons à ma santé / Que l’on boive avec moi / Que l’on vienne danser / Qu’on partage ma joie / Tant pis si les danseurs / Me laissent sous la lune / Je serai saoul dans une heure / Je serai sans rancune / Buvons aux jeunes filles / Qu’il me reste à aimer / Buvons déjà aux filles / Que je vais faire pleurer / Et tant pis pour les fleurs / Qu’elles me refuseront / Je serai saoul dans une heure / Je serai sans passion / / Ami remplis mon verre / Encore un et je vais / Encore un et je vais / Non je ne pleure pas / Je chante et je suis gai / Mais j’ai mal d’être moi / Ami remplis mon verre / Buvons à la putain / Qui m’a tordu le coeur / Buvons à plein chagrin / Buvons à pleines pleurs / Et tant pis pour les pleurs / Qui me pleuvent ce soir / Je serai saoul dans une heure / Je serai sans mémoire / / Buvons nuit après nuit / Puisque je serai trop laid / Pour la moindre Sylvie / Pour le moindre regret / Buvons puisqu’il est l’heure / Buvons rien que pour boire / Je serai bien dans une heure / Je serai sans espoir / / Ami remplis mon verre / Encore un et je vais / Encore un et je vais / Non je ne pleure pas / Je chante et je suis gai / Tout s’arrange déjà / Ami remplis mon verre / Ami remplis mon verre / Ami remplis mon verre…

    • Exactamente. No me atrevía a citarla por estar el artículo en español, pero pensé inmediatamente en ella al leer el título. Es una canción desgarradora, sobre la borrachera triste, crónica y patética… nada festivo… gracias por mencionarla.

      • Estaba dudando sobre cuál elegir, porque de Brel también anda en el tema “On n’oublie rien” (Ni tous ces ports, ni tous ces bars /
        Ni, tous ces attrape-cafards / Où l’on attend le matin gris / Au cinéma de son whisky / Ni tout cela ni rien au monde / Ne sait pas nous faire oublier / Ne peut pas nous faire oublier / Aussi vrai que la Terre est ronde…). Y gracias a ti por compartir!

    • Y sin salirnos de la chanson française la grandiosa “Je bois” de Boris Vian y sus reveladores primeros versos:

      “Je bois systématiquement / pour oublier les amis de ma femme. / Je bois, systématiquement / pour oublier tous mes emmerdements”

      • Para mí es todo un descubrimiento, porque me encanta Vian como novelista pero no conozco su poesía. ¡Gracias por el apunte!

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.