Diccionario práctico del vestuario de fútbol

Publicado por
diccionario fútbol
Fotografía: Presse Sports. Cordon Press.

Si por casualidad usted se ve alguna vez encerrado en una habitación húmeda y estrecha, cargada de vapores y sudor espeso, no se alarme: sepa usted que se encuentra en un vestuario de fútbol. Cabe la posibilidad de que sea de algún otro deporte, pero —créame— lo más seguro es que sea un vestuario de fútbol. Y diré más: de fútbol amateur. En ese caso, el lector hará bien en notar que en ese nuevo y hostil entorno, el personal —a partir de ahora y para siempre «compañeros de equipo»— maneja un lenguaje vivo, luminoso, inaprensible. 

Recogemos aquí una muestra abreviada de este peculiar argot, con la esperanza de que le resulte de utilidad al recién llegado. Suponiendo, claro, que alguna vez llegue usted a encontrarse en un vestuario de fútbol, o de lo que sea.

Diccionario práctico del vestuario de fútbol

(A-Z)

abuela

f. Parienta del entrenador que, al parecer, podría hacerlo mejor que los jugadores.

acta

f. Misterioso DIN A4 repleto de indescifrables grabados rúnicos.

(Entradas relacionadas: árbitro)

afición

f. Colección inolvidable de personas en paro, jubiletas, niños asalvajados y amigotes que animan incondicionalmente a tu equipo. A veces, tu padre.

árbitro

Tb. arbi, árbit

m. Mártir. Patrón de los masoquistas.

balón

m. poét. Pelota, bola. Desde Oliver y Benji, nunca nadie jamás, bajo ningún concepto, ha dicho «balón». (Pásame el balón).

balón dividido

m. Única salvedad.

banda

1. f. Línea lateral.

2. f. Equipo desgarbado, posiblemente con jugadores de más de cuarenta años y/o con sobrepeso. (Menuda banda…).

barrera

f. Bloque de jugadores que, llegado el momento y pese a la insistencia del portero, se van a apartar.

bota

f. Accesorio de lujo, de aspecto similar a la purpurina. Antes era negra, pero solo porque entonces las televisiones no eran a color.

botiquín

Véase. Reflex.

calambre

m. Dolor simulado para tomar aire en mitad de un partido. Es posible que nadie, nunca, haya tenido realmente un calambre.

capitán

Tb. capi

m. Jugador que lleva en el club desde benjamines. Al llegar saluda a todos y da la mano fuerte, como tiene que ser.

carga

f. Excusa polivalente que se da para justificar cualquier infracción, aunque sea una patada al tobillo: la carga siempre es legal. (¿Falta? ¡Pero si es carga legal!).

chándal

m. Orgullo de club, cortesía de Umbro. Extrañamente parecido al de los demás equipos.

chupón, na

Más usado en f.

adj. Compañero que jura y perjura que no te ha visto.

club

m. Sueño empresarial que se sostiene gracias a la venta de lotería de Navidad.

conserje

m. Hombre viudo y taciturno, venido a menos, encargado de preguntar, un martes a las doce de la noche, si «han salido todos ya del vestuario».

crack

m. Monstruo, máquina, figura, toro, fiera.

derbi

Tb. derby

m. Partido especialmente agitado contra el equipo del pueblo vecino (es decir, que la mitad de los partidos de toda la temporada son derbis). Para algunos no es lo mismo si no acaba viniendo la policía.

ducha

f. Aspersor intermitente, capaz de oscilar entre el frío antártico y el magma volcánico en una décima de segundo. Criadero de hongos.

entrenar

v. intr. Dejarse ver entre semana. (Se entrena como se juega).

equipo

m. Lo primero. Después de uno mismo, claro.

cena de equipo

f. Aquelarre.

espalda

f. Reprimenda comúnmente usada después de encajar un gol; siempre como reproche, jamás como advertencia. (¡Candela, hombre, la espalda…!).

fácil

adj. Orden que se da a los demás, pero que no necesariamente tiene por qué aplicarse uno mismo. (Fáaacil, jugamos fácil…).

fair play

loc. ingl. 

m. Secuencia estudiadísima que consiste en tres sencillos pasos: balón fuera, devolver pelota, aplausos tímidos.

(Entradas relacionadas: calambre)

sin falta

loc. adv. Recomendación insistente que se le hace al defensa justo antes de que cometa falta.

fútbol

Tb. futbol

m. Drama en dos actos. Razón tautológica que resuelve todas las contrariedades de la vida. (Esto es fútbol, el fútbol es así).

gol

interj. Éxtasis orgiástico en el cual se pierde la capacidad del habla y, de paso, las recias fronteras de la heterosexualidad.

golazo

m. Lance fortuito e irrepetible.

grúa 

f. Jugador que, por la gracilidad de sus movimientos, recuerda al mejor Christoph Metzelder. 

(Sinónimos: tractor, tronco).

hueco

m. Balón perdido en el vacío, espacio invisible que solo existe en la imaginación del pasador.

seguimos igual

expr. U. después de encajar un gol en contra. A ver si cae otro, se entiende.

intensidad

f. Término popularizado por el Atleti de Simeone, pero en realidad más antiguo que Amedeo Carboni. Eufemismo de dar leches.

internacional

adj. Lo que estamos haciendo del portero rival.

invicto, ta

adj. Se dice del equipo que ha ganado las dos primeras jornadas de liga.

juego aéreo

m. Estilo en el que priman los codazos por arriba.

juego subterráneo

m. Estilo en el que priman las patadas por abajo.

jugada ensayada

f. La única que hay. Pese a todo, nunca falta quien mira a los demás con cara de «qué hay que hacer».

killer

Voz ingl.

m. Tío que las mete sin querer. La temporada que viene no sigue en tu equipo.

ladrillo

m. Piedra, roca, fuego amigo. Pase a la altura de la espinilla que te hace alguien a quien no le caes del todo bien.

(Entradas relacionadas: jugar de primeras).

leñero, ra

m y f. Afectuoso amigo de las carantoñas y los arrumacos. Necesitado de cariño.

liga

f. Luces y sombras. El precio por participar es arruinarte todos los domingos del año. (No, no puedo quedar contigo, ese día tenemos liga).

malísimo

U. más en pl.

adj. Lo que son los jugadores del equipo rival. Empleado sobre todo al descanso, después de ir perdiendo la primera parte.

míster

m. Tipo que no tiene ni idea de fútbol, salvo cuando te saca a jugar a ti. Malabarista. Antes de los partidos dice cosas como «pierna fuerte» y «cojones». (La culpa es del míster, que no me pone).

misto

m. Pifia que se intenta disimular alegando que «no me ha cogido el efecto» o bien que «me ha dado un bote raro».

niño

m. Compañero de equipo, sin importar que esté ya calvo, tenga treinta y nueve años y dos hijos. (¡Bien, niño, bien!).

olla

f. Jaula de vale tudo donde no existe el VAR. (¡A la olla!).

padres

m. y f. En los partidos de categorías inferiores, encargados de enseñarles a sus hijos lo que es la vergüenza ajena.

palmar

v. tr. Obtener el resultado que se esperaba. (Este año lo hemos palmado casi todo).

palo

primer palo

m. Córner que se ha quedado corto.

segundo palo

m. Córner que se ha pasado de largo.

palomero, ra

m y f. Arquetipo que demuestra que a menudo la pereza también da sus frutos.

partido

m. Día de resaca para muchos. Hora y media de insufrible sopor para el aficionado, que tampoco tiene nada mejor que hacer ese fin de semana.

patrocinador, ra

m y f. Bar Los Álamos.

penalti

m. Cada vez que un jugador de tu equipo tropieza y/o cae en el área contraria. 

(Antónimos: nada, nada).

peto

m. Arma química empleada por el club para mantener a sus jugadores a raya. La fetidez hecha objeto. Se han dado peleas en entrenamientos por ver quién se lo pone.

pipero, ra

adj. Resignado lamedor de semillas saladas. Sea en la grada o en el banquillo, acostumbra a dejar el suelo perdido de cáscaras.

pizarra

f. Carpetita blanca cuyas fichas imantadas no dejan de caer al suelo. Fuente de caos y confusión.

presi

m y f. Dios Todopoderoso. Se le piden regalos para final de temporada, como a los Reyes Magos.

protestar

v. intr. Sentir nostalgia por el amarillo de las tarjetas.

qué

adj. interrog. Tentativa de comunicación con un jugador rival, mostrando interés en su situación. (¿Qué? ¿Qué te pasa a ti?).

¿qué pitas?

expr. U. para rebatir cualquier decisión arbitral, incluida el final del partido.

reflex

m. La panacea del utillero. Desde un golpe en la espinilla hasta un dolor de muelas. Navaja suiza.

revulsivo

m. Término tramposo y engañador para que los suplentes se sientan protagonistas.

rondo

m. Ejercicio de alevines popularizado por el Barça. Sadismo por fuera, suplicio por dentro. El saque es libre.

salimos

expr. U. como grito comodín que acompaña a todos los patadones para arriba. Celebración del despeje.

solo

Más usado dos veces (¡solo, solo!).

adj. Lo último que oye el delantero que encara a portería antes de enviar el balón a las nubes.

stage

Voz ingl.

m. Vacaciones de pretemporada.

tolla 

f. Paquete. El jugador más flojo del equipo rival. (Apretamos a la tolla).

túnel

1. m. Caño, sotana, porra. Humillación última y absoluta, después de la cual solo queda irse del campo y no volver más.

2. m. Vida extra.

una

pron. f. Lo que no da el árbitro.

uñazo

m. Golpeo de puntera, moralmente aceptable solo en fútbol sala.

utillero

m. Mascota. Señor entrañable al que, después de tanto tiempo, nadie se atreve a decirle que deje de venir. Si no fuera por esto, a saber dónde andaría. 

vestuario

m. Cubículo prefabricado cuya llave, por motivos inexplicables y por más grande que sea el llavero, siempre se pierde. (¿Quién ha cerrado último el vestuario?).

veterano, na

m y f. Tipo que podría ser tu padre. Asegura que una vez jugó contra Tamudo.

victoria

f. Situación excepcional que se da las raras veces que el equipo rival es todavía peor que el tuyo.

volea

f. Espectacular golpeo capaz de salir del estadio.

voy

expr. U. por el portero para informar que, efectivamente, va, y que si no te quitas por las buenas te vas a enterar por las malas, rodilla mediante.

zaguero, ra

m. y f. Jugador que no llega a dar diez toques seguidos.

Si echa usted en falta algún vocablo o expresión, hágalo saber en los comentarios. Siempre y cuando —y disculpe que insista— haya tenido usted la entrañable oportunidad de pisar un vestuario de fútbol, o de lo que sea.

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

18 Comentarios

  1. Tangana – f. ritual de comunión entre ambos equipos en dos actos, normalmente precedido por una carga. Tras una demostración de afecto físico entre uno o más representantes de cada equipo, todos los miembros de ambos equipos pasan a interesarse por los planes vitales de sus contrincantes (¿Qué?¿Qué vas a hacer tú?)

  2. Post partido: la verdadera razón por la que te calzas las botas y te pones el pantalón corto un martes de enero a las 21:00 horas de la noche. Reunión de los equipos una vez terminado el encuentro en el bar más cercano que haya al campo (da igual lo cutre que sea) para tomarse 5 o 6 cervezas y recuperar sales minerales.

  3. Orsay del inglés Off-Side palabro muy utilizado cuando encajas un gol y eres el único de la defensa totalmente parado y con la mano arriba reclamando al árbitro ¡Orsay,orsay!

  4. Mía: En cada pelota que cae a menos de un kilometro uno mismo

    Tocar balón: Lo que se dice en cada falta pitada aunque sea una patada en el pecho y ni la pelota este en movimiento..

    Va de ellos: En todos los saques de banda.

    • Completo «Mía»: En cada pelota que cae a menos de un kilómetro de uno mismo, seguido del consiguiente «no, arbi» cuando el colegiado señala falta.

    • A veces se complementa con “voy de cara” para pedir preferencia a la hora de golpear el balón y, normalmente, ponerlo en órbita.

  5. Churro, varios usos;
    1. Churro de gol. Inintencionado, lo marcaste sin querer. – «Pero vale, tienes envidia o QUÉ?»
    2. Te ha salido un churro. Disparo/pase que no cumple su objetivo porteria/pie del compañero. Trayectoria de la pelota inesperada -a priori-; pero la verdaderamente esperada dada la calidad del jugador.
    3. Churrazo. Cañonazo, disparo seco y fuerte del que fardarás toda la semana, especialmente si penetra en la portería. Mirada furtiva a la grada para ver si se ha fijado la chica que te gusta/amante/novia/. En la fase «parienta» no asiste a la grada.

  6. Tackle: suave caricia con los tacos de una o ambas botas al tobillo del contrario mientras se intenta quitarle el balón. Mi maniobra defensiva favorita cuando jugaba (y en mi época estaba permitida)

  7. Luna de coche: Imán para la pelota. La fuerza con la que es atraída es directamente proporcional a la cercanía de la misma al campo de fútbol.
    Perro: Mamífero cuadrúpedo con tendencia natural a jugar el partido una vez comenzado éste y sin ser convocado. Se le suele retirar del campo tras realizar la mejor jugada de todo el partido.

  8. Manopla
    Ut. plural
    Pieza de cuero sintetico de cinco dedos con palma de goma que viste el portero en sus manos y que mira repetidamente despues de lanzamiento de faltas del equipo contrario que acaban en gol, intentando vislumbrar porque carajo la pelota no ha quedado enganchada a la goma

  9. Ariete.
    Masc. Arma de asedio utilizada en los minutos finales para dirigir de manera avasalladora y devastadora cualquier balón aéreo en dirección a la portería o línea de fondo rival. Para su uso, el defensa central más alto y de maneras más rudimentarias y menos ortodoxas del equipo planta su campamento permanente en el área contraria y emplea todo su ímpetu para generar una fuerza furiosa hacia adelante, con la esperanza que la onda expansiva arraste el esférico hacia el interior del marco rival.

    Chicharro.
    Masc. Fenómeno inexplicable a través del cual un jugador poco dotado para el gol y escaso de habilidades técnicas incrementa su cuenta anotadora. También se considera aquel golpeo salvaje, contundente y rompedor del esférico que, amenazando las leyes de la física, entra con violencia dentro la portería ante las miradas cariacointecidas de los espectadores de dentro y fuera del campo.

  10. Agua:
    Líquido milagroso que sirve para revitalizar, curar y recuperar a los protagonistas de todo mal acaecido durante el juego, desde ahogos por tabaco hasta las cicatrices de los tacos.
    Nunca está cuando se la necesita si tienes más de 30.

    Espinilleras: plásticos molestos que se ponen en las espinillas y que tienen la culpa de todos los malos controles. Potenciador de tollas.

    Mediapunta: rey del Tiktok. Es el que mejor pose pone cuando hace un pase. Juega 2 minutos y se pasea 88. Patea las faltas y los corners para no tener que correr.

    Portero: jugador generalmente malo con los pies. Cuando no hay, se mete el último que toca el larguero. El gordo o el alto.

  11. Trallazo.- ( o pepinazo ) Disparo bien armado y potente desde cualquier lado de la pista seco y bien dirigido a portería o cerca .

    Olío ( o golío en alguna ocasión cada vez menos escuchada y si es de determinada etnia ) del verbo oler. Se aplica después de un trallazo bien sonoro o en penalti y se refiere a la falta de reacción del portero ante tal pepinazo. Suele aplicarla con orgullo un familiar del jugador que ha realizado el disparo . «Esa ni la ha golío»

    Chaval.- niño que está en los alrededores de uno de los banquillos y que irá a por algún balón en lo sucesivo que salga fuera de la cancha rebotando previamente en un coche aparcado y haya provocado un leve frenazo de otro que circulaba por la calle

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.