Torrente 4

Publicado por

Chuscoexplotation.

El primer Torrente tenía su gracia explotando un filón de humor grueso que muchos no se atrevían a tocar; su secuela era la misma broma con más medios y situada en Marbella, pero Torrente 3: el protector se convirtió en un auténtico despropósito en favor del excesivo desfile de cameos (con algunos inauditos, como los de Oliver Stone o John Landis). Llegados a este punto cabe reseñar que la cuarta entrega es mejor que la tercera. Pero esto viene a ser como considerar que rebanarse un dedo es mejor que cortarse el brazo entero.

Abrir una película con María Patiño es síntoma de que algo anda muy jodido en el mundo. Santiago Segura reutiliza la pantalla como pasarela saturándola de rostros famosos, gran parte de ellos sacados de lo más selecto de la telebasura. Tras unos notables títulos de crédito, la cinta se abre de piernas a un encadenamiento de gags forzados mientras se trata de maniatar el conjunto con la excusa de un Torrente encomendado a cometer un encargo poco limpio, encarcelado a continuación y gestando un plan de fuga cual Michael Scofield barriobajero en una prisión de tebeo. Ni siquiera el homenaje con olor a chorizo a Evasión o Victoria redime la obra de su naturaleza básica y poco arriesgada: Santiago Segura sigue sacando petróleo de un icono que hace tiempo que está muerto, enterrado y respirando cal. Un Torrente que consigue arrastrar al cine tanto a los que simpatizan con el personaje como a los que lo repugnan, aunque por el camino se olvide contar una historia, siquiera bondiana, como en anteriores entregas.

Excesivo y previsible festival del cameo (Carlos Areces, Ana Obregón, Fernando Esteso, Carmen de Mairena, Kiko Matamoros, Maria Lapiedra) con dos menciones destacadas: el villano (por decir algo), interpretado por el cantante Francisco y Aquella Cuyo Nombre No Deber Ser Pronunciado, protagonizando ambos una reñida pelea en pantalla por el título Hacerlo peor con la menor cantidad de líneas. Lo único bueno que se podría decir de elecciones de casting/guest-star como éstas (una por antojo del director y la otra para contentar al público choni) es que al menos han dicho las palabras que les tocaban en el orden correcto. Paquirrín, por su parte, asoma haciendo de compañero eventual y consigue que uno sea consciente de la degeneración del partenaire durante esta saga: algo que empezó con actores (Javier Cámara y Gabino Diego) continuó con cómico (José Mota) y desembocó en esto.

Pensador, filántropo, caballero, héroe: Torrente, el Rey de la Cochambre.

Lo que sí resulta hilarante de manera perversa es el embalaje en 3D. Rodar la mugre en formato estereóscopico no deja de ser algo similar a contratar a la Orquesta Filarmónica de Berlín para que interprete Paquito el chocolatero. Eso sí, las secuencias de acción son mucho más escasas (anecdóticas) y menos espectaculares que en anteriores entregas.

Pero si algo hay que reconocerle a Segura es su fabulosa capacidad de autopromoción. Ya podrían aprender muchos que para formalizar una industria patria hay que vender la mierda como si fuese oro. Bien lo hacen los americanos desde siempre. Y para ello un mero apunte: más de dos millones de espectadores han pagado por ver en esta película un plano de un culo en pompa con sus majestuosos testículos colgando en sobrecogedor 3D.

Más de dos millones.
En Pompa.
Testículos.
Colgando.

¡Bravo!

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

One Comment

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.