Jordi Bernal: Zapatero, no

Publicado por

En la presentación del eslogan de pre-campaña del candidato socialista a la presidencia del gobierno Alfredo Pérez Rubalcaba, la denominada “prensa socialdemócrata”, que dice nuestro Karl Kraus y maestro omnisciente Arcadi Espada, ha coincidido en repetir los mensajes clave (o mantra) facilitados por los estrategas propagandísticos del PSOE. Esto es: Pérez Rubalcaba se reivindica a pecho descubierto como líder de valía indiscutible frente a un hipotéticamente increíble presidente Mariano Rajoy. “Rubalcaba, sí”. De esta manera, Rubalcaba, prescindiendo en gran medida del lastre de las siglas, llevaría el enfrentamiento electoral al cuerpo a cuerpo pugilístico, a la confrontación pública de sus medallas por servicios prestados con el currículum liviano y pardo de Rajoy. O como declaró en titular días atrás: “Rajoy hizo frente a la crisis del Prestige y yo a los controladores, elija”. Elija, pues, entre el lector de El Marca y el Fouché español, entre pequeños hilillos y negociaciones halterofílicas, entre el cansino de casino y el zorro de Ferraz. Más o menos interpreto que por ahí van los tiros semióticos.

Sin embargo, visto el vídeo que ha pergeñado Fernando Guillén Cuervo, sí, sí, de los Guillén Cuervo de toda la vida, el resultado es más bien otro. La afirmación nominal del candidato no es otra cosa que la negación del actual presidente del gobierno. El sí quiero a Rubalcaba se fundamenta en un no rotundo a la política (por decir algo) de José Luis Rodríguez Zapatero en el inquietante audiovisual freudiano. Al fin y al cabo, desde que hizo pública su candidatura, Rubalcaba se ha empecinado por activa y por pasiva (que diría un parlamentario y/o un tertuliano radiofónico) en oponerse a las medidas gestoras del gobierno. Tanto es así que en un grotesco e hilarante gesto de cinismo llegó a confraternizar de boquilla con los indignados. ¡Rubalcaba!

Sea por pragmatismo estadístico o por determinismo genético (como en la fábula del escorpión, no puede evitarlo), el vídeo ciertamente no parece presentar al hasta hace nada vicepresidente primero del Gobierno y ex-ministro de lo que fuera menester por el bien del país y del Partido, sino a un opositor feroz que ha llegado para quedarse. Paseen las virtudes argumentativas del anuncio por el callejón del gato y no aparecerá reflejado Rajoy y su pachorra flácida. Aparecerá el saliente y doliente José Luis Rodríguez Zapatero: “Porque tiene ideas y propuestas, porque afronta los problemas, porque da seguridad, porque es listo, porque necesitamos políticos de altura (ironía incluida), porque toma decisiones, porque da gusto oírle, porque sabe lograr acuerdos, porque te puedes fiar de él, porque no nos va a dejar tirados, porque soluciona las cosas difíciles, porque sería un gran presidente… “

Descabalgado, molido a palos, derrotado. Triste semblante.

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.