Futuro Imperfecto #78: Cruella no plancha de madrugada

Publicado por
cruella
Cruella. Imagen: Walt Disney Pictures.

Los más veteranos recordarán la Cruella de Vil odiosa que quería matar dálmatas para hacerse un abrigo. Pues olvídense, que esto es 2021, y a la villana la han revisado para convertirla en una feminista que se enfrenta a su jefa con el poder de ser fabulosa. No todos están de acuerdo en la conversión, y algunos acusan a las franquicias de cínicas por este largometraje que se parece sospechosamente a El diablo viste de Prada. En general la crítica la despelleja, y solo salva la estética de icono punk de Emma Stone. Cuya mayor maldad esta semana sería planchar al mediodía en casa del vecino. Al menos si viviera aquí.

Porque ha vuelto a subir la luz

Se desfondan un poco más las esperanzas puestas en el que se presentó como «el gobierno más progresista de la historia» acompañado de un socio cuyo acuerdo de investidura incluía una bajada en la tarifa eléctrica. Este año el temporal Filomena puso de actualidad esa aspiración, cuando el precio alcanzó su segundo máximo histórico, superado este mayo. El precio de la electricidad ha subido un 43,8 % respecto al mismo mes del año pasado.

Además del alza en junio ha entrado en vigor el nuevo sistema de tarificación, que obliga a todos los ciudadanos a la discriminación horaria. Precios bajos todo el fin de semana y festivos, muy altos a la hora de comer y media tarde y en torno a la hora de la cena. Lo que será un mazazo en verano por el aire acondicionado funcionando en las horas de más calor. Pero solo para el 37 % de los consumidores, acogidos al mercado regulado. La mayoría están en el libre, pese a que allí los precios son aún más caros.

El Ministerio ha presentado un proyecto legislativo para rebajar precios recortando los «beneficios caídos del cielo» de las eléctricas, provocando su desplome en bolsa. Ese dato, y el hecho de que esté orientado a desincentivar el uso de nucleares e hidráulicas en pro de las renovables, indica que podría funcionar. Aunque muchos apuntan a que el problema es el sistema de subasta, donde España paga el precio del último proveedor que entra en la subasta… el cual siempre trae la oferta más cara de todas. Este sistema de fijación de precios continuará sin tocarse. En cuanto al posible abaratamiento previsto por el gobierno, comenzará a notarse en 2022. El objetivo gubernamental, reducir el precio un 15 % en cinco años.

Interesante fijarse en lo que hacen las grandes empresas, con mayor gasto: tender al autoconsumo. Y en el dato que nos daría la Cruella más sádica: durante unos meses los precios seguirán al alza. El motivo, la reanudación económica del final de la pandemia. Ahora que las fábricas se han puesto a funcionar, los precios por emitir CO2 se han disparado.

Sobre el mix de energías y la posibilidad de producir electricidad solo con renovables, Juan José Gómez Cadenas dedicó una serie de artículos en Jot Down, del que cabe destacar «Energía new-clear III». Su pronóstico aplicado a los planes de reducción de precios del gobierno no parece muy optimista.

Sindicalistas (legales) del sexo

Corrigiendo a la Audiencia Nacional, el Tribunal Supremo ha reconocido la legalidad de los estatutos de Otras, el sindicato creado para defender los derechos laborales de los trabajadores y trabajadoras del sexo. Es un término amplio que no se limita a la prostitución, y que puede englobar a trabajadores de sex shops o a telefonistas de líneas calientes, entre otros.

Resulta interesante que esta sentencia pueda sentar precedente, al subrayar que unos estatutos no determinan la legalidad o ilegalidad de la actividad, sino demostrar que existe en ellos la libertad sindical. Vuelve a poner además sobre la mesa la reclamación de abolir completamente la prostitución, defendida por el PSOE y parte de Podemos. La postura contraria defiende que exista, pero con los mismos derechos laborales que cualquier otra actividad por cuenta propia o ajena. Resulta interesante repasar lo que contaba Jordi Pérez Colomé en 2006, cuando esta misma reflexión estuvo en el Congreso de los Diputados.

La prostitución es una parte de las actividades del «ocio» nocturno, y cabe pensar que se incrementará ahora, junto a las demás. Teóricamente la hora de cierre se establece en las 2:00 a.m. con más aforo y menos distancia. Pero está por saber qué medidas adoptan las seis comunidades autónomas que han votado en contra, y entre las que se encuentra Madrid, posicionada a favor durante toda la pandemia de mayor libertad de apertura para los locales. Las seis aseguran que ellas ya han desarrollado su propia normativa.

«El sexo es cultura», y como no nos cansamos de decirlo en Jot Down lo publicamos junto con Deusto en un libro que redactamos dejando una mano libre. Ese es el volumen teórico, para la parte práctica tenemos Tócate.

En la era de las filtraciones, Rodrigo Capone

Las iniciativas de filtración de documentos para revelar prácticas delictivas, inauguradas por Julian Assange en Wikileaks, vuelven a dar sus frutos. Hoy reconvertidas en investigación periodística con medios internacionales asociados, como ocurrió en los Panama Papers. Esta semana supimos nuevos datos a través de una de ellas, OpenLux: al desvelar los nombres de todos los españoles que operan sociedades en Luxemburgo para obtener ventajas fiscales ha aparecido Rodrigo Rato en negocios vinculados a un traficante de armas. Esta misma semana el juez fijaba para él una fianza de 68 millones de euros por blanqueo de capitales y corrupción en los negocios. Delitos cometidos durante una década, en la que amasó su fortuna, defraudando de paso más de 8 millones de euros a Hacienda. Como a Al Capone, acabaron cazándolo por evasión fiscal. ¿Nos costará más dinero? Es posible, porque el Tribunal de Justicia de la UE acaba de sentenciar que los grandes inversores también pueden demandar a Bankia por su salida a bolsa… donde Rato tocaba la campana.

Al hilo del mafioso más famoso de Nueva York, y ahora que en Jot Down hemos cumplido diez años, recordamos estos dos artículos sobre él de 2012, «Al Capone: Enemigo Público nº1».

Y hablando de Julian Assange

El activista repitió a menudo que la NSA, agencia de seguridad estadounidense, espiaba a sus ciudadanos comunes indiscriminadamente. Qué podemos esperar al enterarnos esta semana que además el gobierno de Dinamarca colaboró con ellos para que pudieran espiar a políticos de toda la UE, en la Operación Dunhammer. La NSA no se detuvo ahí, en realidad, lleva desde los noventa vigilando a todo el mundo, líderes europeos, BCE, y posiblemente también a altos funcionarios y directivos.

Sobre periodistas y disfraces que adoptan para ejercer el oficio —incluido el de activista—, escribimos en Jot Down en 2015, en «Los periodistas y sus disfraces».

Marruecos mantiene el pulso

Hasta esta semana la postura oficial fue que levantó la vigilancia de la frontera con Ceuta como represalia por acoger al líder del Frente Polisario. Ahora que Brahim Gali ha vuelto a Argelia, siguen insistiendo, el problema es que España no reconoce el Sáhara como territorio marroquí. Comparando además el problema con el del independentismo catalán. Es una ofensiva en toda regla que seguirá, porque el reino alauí se siente respaldado por Estados Unidos, que ha visto en ellos un buen aliado contra el yihadismo. Aunque es difícil que triunfe sin el apoyo de la UE y de su principal aliado en ella, Francia, ahora más reticente a apoyar abiertamente sus reivindicaciones.

Los hijos, ni en China

España tiene un problema enorme de natalidad, no nacen suficientes bebés para reponer la población, y por tanto no habrá trabajadores para abonar las pensiones de los boomers. Les cito a ellos por ser la generación que tuvo dos y tres hermanos. Y oh, sorpresa, resulta que los chinos en edad de reproducirse aducen las mismas razones que los jóvenes españoles para no ser padres. Escasos ingresos laborales, elevado coste de criar niños, y una nueva mentalidad —en China— de que con menos descendientes puede alcanzarse mayor calidad de vida. Hay un dato más, interesante en una sociedad donde el estado juega un gran papel: el subsidio que se da para fomentar la natalidad es demasiado bajo. Y no parece que vaya a subir, China acaba de levantar la prohibición de tener tres hijos, pero sin subir las subvenciones.

Y mientras, en el resto de Europa, se vive el baby boom de los concebidos en el confinamiento. ¿Demasiado tiempo en casa? No exactamente: los teletrabajadores han visto aumentado también el tiempo que dedican al sexo. Incluidas horas de trabajo, porque lo importante es la productividad.

Para saber más sobre el cambio de mentalidad de la sociedad china en Jot Down, este artículo «Los chinos se están poniendo gordos».

A la oficina que vuelva tu padre

Hablando de natalidad, esto. No todos los empleados se lo pueden permitir, pero los muy cualificados del sector tecnológico, sí. Muchos han dicho a sus jefes que si les obligan al trabajo presencial lo dejan. Encontrarán otro puesto más acorde a sus demandas muy pronto, y ese es el mayor poder laboral. Tenemos el dato de la City de Londres, donde el 86 % de ellos han dicho que de volver, nanay.

Cultura: cómic, aniversarios, y todo fantástico

Ha habido polémica en la concesión del Gran Premio del Cómic Barcelona a Antonio Martín, historiador y editor. Quienes firman la carta en contra, nombres como Manel Fontdevilla, Darío Adanti y premios nacionales de cómic como Miguel Gallardo, denuncian que no es autor de cómics y que además denunció a un joven por hacer un chiste contra él.

Se han cumplido dos aniversarios, los veinte años de Gorillaz, la banda de dibujos animados que ha aprovechado para lanzar nuevo tema, «Momentary Bliss». Y diez años llevan ya quienes lanzaron Fariña, Libros del K.O., convertidos en un proyecto económicamente viable, que inauguran podcast y nueva productora audiovisual.

En la serie editar en tiempos revueltos les entrevistamos en Jot Down, «La cocaína salvó a Libros del KO» (2016).

Donde todo es fantástico es en Sombra, Festival de Cine Fantástico Europeo de Murcia, que arrancó este viernes su décima edición, y que podéis ver replicado los suscritos a Filmin, incluido en la suscripción anual de Jot Down. Aprovechad el finde, está por tiempo limitado.

Y no puedo cerrar sin referirme a él, Donald Trump. Ha cerrado su blog en el Washington Post porque no atraía un gran número de lectores pero sí muchas burlas. Dos extremos que le tienen muy dolido y que le han enfrentado a la dura realidad. Es difícil crear contenido relevante cada semana, y muy costoso ganar y aumentar una base de lectores. Estaremos atentos a su próximo asalto, porque todo esto es parte de su carrera por presentarse de nuevo. Lo avisábamos el pasado año en Jot Down, «Un Trump es para siempre». Como Cruella, y como la subida de la luz.


¿Quieres recibir cada sábado un email con las novedades semanales del #FuturoImperfecto?

Acceso a los contenidos vía Telegram

MENSUAL

3mes
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL

30año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 
 

ANUAL + FILMIN

85año
Ayudas a mantener Jot Down independiente
1 AÑO DE FILMIN
Acceso gratuito a libros y revistas en PDF
Descarga los artículos en PDF
Guarda tus artículos favoritos
Navegación rápida y sin publicidad
 

2 Comentarios

  1. El gobierno más progresista y más feminista de historia se ha quedado en el más posturero de la historia. Las declaraciones de la vicepresidenta primera de ayer son para mandarla a un campo de reeducación. Metafóricamente hablando claro. Que enseguida se abren un juicio por un delito de odio, o como mínimo te llaman fascista. Aunque planches tú.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.