Test del listo que todo lo sabe - Jot Down Cultural Magazine

Test del listo que todo lo sabe

Publicado por
Foto: State Library Victoria Collections (DP)

Foto: State Library Victoria Collections (DP)

Corregir faltas es un vicio difícil de corregir. Si te ha incomodado la redundancia de la frase anterior, este es tu sitio. ¿Te sangran los ojos por una tilde? ¿Te enrocas en discusiones infinitas por una coma? ¿Eres de los que van a foros y congresos de lengua con un rotulador en la mano para señalar las faltas en los carteles? ¿Eres siempre tú el del rotulador en todos los eventos? ¿Has pasado directamente a los comentarios para afearme el uso de «evento»? Si aún sigues aquí, con este sencillo test podrás comprobar si estás preparado para las reyertas ortográficas y si tienes réplica y contrarréplica para las contiendas más escabrosas.

Cesar significa destituir

Hasta no hace mucho cualquier espontáneo tenía la oportunidad de saltar al ruedo correctivo en las numerosas ocasiones en las que el verbo cesar se utiliza como transitivo. Se acabó la fiesta: la última edición del diccionario de la RAE incluye como acepción «destituir o deponer a alguien del cargo que ejerce».

Hacer la peseta

La expresión «hacer la peineta», está muy extendida y suele protagonizar titulares cada vez que a un personaje popular se le antoja mostrarnos su corazón, con una probabilidad directamente proporcional de que alguien recuerde que lo correcto es decir «hacer la peseta». Efectivamente, el diccionario recoge esta expresión con el sentido de «dar un corte de mangas» y lo hace desde no hace mucho, 1984, para lo que lleva recogiendo. Al parecer, la expresión tiene su origen en un tipo de moneda que tendría una columna que aparentara un dedo levantado [Lo cierto es que la peseta columnaria tenía dos columnas —las de Hércules, como el escudo actual— que recordarían más al gesto de «los cuernos»], mientras que la peineta proviene de un supuesto error de Luis Aragonés en declaraciones hechas en 1992.

Así pues, «hacer la peseta» es un dicho registrado y correcto e incluso hay una explicación más o menos plausible de su origen. ¿Este hecho impide que «hacer la peineta» sea correcto? No necesariamente. Que no esté en el diccionario no significa que sea incorrecto. Las expresiones populares nacen de forma espontánea sin atender reglas y, si arraigan, se registran. De hecho, algunas locuciones actuales son evoluciones de otras anteriores. Según Google las peinetas son usadas casi el doble que las antiguas pesetas (y estas en muchas ocasiones para corregir a las otras) así que no sería de extrañar que sea una expresión que en un futuro quede registrada, con el aliciente de conocer su posible origen. Como colofón, el estadio de la Peineta debería pasar a llamarse «de Luis Aragonés».

Volviendo a la senda de la objetividad, recomiendo la lectura de este artículo de Pedro Álvarez de Miranda sobre el modismo «aceptar pulpo».

Olor de multitud

Es un clásico muy popular por ser tema de un dardo de Lázaro Carreter. «En loor de multitud» es una ultracorrección semántica ampliamente conocida, muy detallada en Wikilengua.

No es discutible que la correcta sea «olor de multitud» por antigüedad, frecuencia y predominio. Aunque todo es ponerse. Lo que sí es cuestionable es la excelencia de esta expresión, el DPD la califica de «aceptable» (tal vez como animal de compañía) tras una larga justificación en la que explica su formación por una suerte de inspiración medieval surgida en pleno siglo XX. Es tan artificiosa como «loor de multitud», solo que esta surge como parche de aquella (tal vez porque al hablante le resulta inextricable y no solo por petulancia como se suele indicar) y, aunque también está presente en habla culta, es francamente minoritaria.

listo1

Remover significa quitar

Entre los significados de remover se encuentra el de quitar y así ha sido desde el Diccionario de autoridades en 1737.

El DPD explica este uso que suele ser víctima de ultracorrección; lo que sería un caso de falso falso amigo o, más propiamente, un par de cognados (sí, cuñados). La Academia dice que no hay que censurar su uso, puesto que se utiliza habitual y tradicionalmente con este significado en habla culta. ¿Justifica esto la traducción de to remove por remover de forma indiscriminada? Basta con hacer una prueba de traducción inversa del principal uso de remover para ver que tiene un grado de equivalencia muy limitado con to remove y que solo en determinados contextos, en los que al menos no se compromete la comprensión, es adecuada. La RAE recoge los usos diacrónicos y sincrónicos en el ámbito panhispánico y quien traduce debe tener la competencia comunicativa para discernir cuál es el apropiado. «Lo pone en el diccionario y pienso usarlo» se esgrime como coartada de lo que son claramente calcos y no usos naturales. «Remover los excrementos» en las instrucciones de la arena de gato, por ejemplo, tiene muy mala interpretación.

Mejor los quitas. Foto: DP.

Mejor los quitas. Foto: DP.

No obstante, el calco semántico ha tenido éxito en otras ocasiones (ignorar con idea de no hacer caso, por ejemplo) incluso sin existir esa acepción previa y recuperar significados o matices no parece censurable si salvamos el problema de interpretación.

Deber/ deber de

Tradicionalmente la perífrasis «deber de+infinitivo» ha tenido valor de posibilidad mientras que «deber+infinitivo» lo ha tenido de obligación. Entendiendo por «tradicionalmente» lo que alcanza la memoria, puesto que la confusión entre ambas construcciones se da desde lejos y es posible que la diferenciación se estableciera de forma forzada. Muchos autores recomiendan mantener la distinción, pero la norma actual (que es con lo que contamos para ganar una discusión) es bastante tolerante. Según la Nueva gramática de la lengua española:

listo2

La que falta

Cualquier «listo que todo lo sabe» que se precie añade un imprescindible a la lista.

Bonus track: Localizar la coma indebida.

107 comentarios

  1. Pos llo nontendio asolutamente na de na

  2. Pues así “a voz de pronto” se me ocurre este.

  3. Pues a ver si resolvéis el enigma que mantenemos en el trabajo desde hace años en torno a la palabra “ralladura”. Por más consultas realizadas al DRAE, no hemos sido capaces de determinar si puede ser utilizada como sinónimo de “arañazo” (sobre la superficie de un mueble o similar). Lo lógico es que el término más correcto fuese “rayadura”, como derivado de “raya”. Sin embargo, la única acepción válida para el DRAE es “ralladura”, a cuya definición de “surco pequeño” me aferro para asimilarla a una marca sobre el tablero de una mesa, por ejemplo. En cualquier caso, es chocante ese devaneo entre la “ll” y la “y”.

  4. *Sólo (segundo párrafo de “Olor de multitud”).

      • Proclamo que jamás haré caso de esa nueva regla. No sé qué se habrían fumado los insignes académicos cuando aprobaron esa aberración que da la razón a los analfabetos funcionales que creen que solo y sólo son la misma cosa.

        • Me alegro cada vez que encuentro a alguien que no está dispuesto a aceptar esas pintorescas nuevas normas de la RAE (¿2010?). Yo también pondré siempre la tilde y los académicos que hagan lo que les dé la gana.

          • ¿Han leído ustedes la argumentación que se aporta en la Ortografía para eliminar esa tilde? Es difícilmente refutable, salvo con la nostalgia por el mantenimiento de una tradición absurda.

            • José Manuel, aquí ya hemos tenido dos guerras con sendos artículos por esa tilde.
              Déjalos. Nosotros tenemos la razón de nuestra parte, es una batalla desigual.

          • Yo también me alegro, pero no por el clasista argumento de no ser confundido con un analfabeto.

        • Los monosílabos verbales dejaron de tildarse en 1959. Mi padre, nacido en 1912, senegó a aceptarlo. Hasta el día de su muerte, en 1999, siguió acentuando fué, vió… Para él, todos escribíamos mal. Para los demás, la falta de ortografía la cometía él. Por eso he adoptado el solo sin tilde.

  5. Aquí mi comentario petulante y seguramente desacertado. A ver si consigo el bote millonario. Yo creo que el fallo está en esta frase: «[l]o que sí es cuestionable es la excelencia de esta expresión, el DPD la califica de ‘aceptable’». Esa coma debería ser sustituida por punto y coma, o se puede añadir “pues” o “ya que” tras la coma para mantenerla.

    • Demasiado sutil. Es más evidente.

    • La coma sobrante es esta: “La expresión «hacer la peineta», está muy extendida […]”.

      La coma que falta, esta: entre el cierre de paréntesis y “así que”:

      “Según Google las peinetas son usadas casi el doble que las antiguas pesetas (y estas en muchas ocasiones para corregir a las otras) así que no sería de extrañar que sea una expresión que en un futuro quede registrada, con el aliciente de conocer su posible origen”.

      :)

  6. “…este es tu sitio. ¿Te sangran los ojos por una tilde?”

    ¡O por la falta de ella! A mi me ha chocado ese “este”, pero leyendo esto veo que ya no se acentúa:

    http://cvc.cervantes.es/lengua/alhabla/museo_horrores/museo_023.htm

    Nos estamos cargando el lenguaje escrito.

  7. Y la coma que hay detrás de “hacer la peineta” sobraría.

  8. Mal empezamos el escrito si a la primera frase le falta el punto final.

  9. La expresión «hacer la peineta»,

  10. Pingback: Test del listo que todo lo sabe

  11. Ralladura es arañazo; “rayadura”, en el argot juvenil es sinónimo de obsesión o chifladura por algo. Así lo veo yo.

    • Pos lo ves fatal fatal alegrett. De toda la via se ha rayado er queso y la pastanaga y los discos san rallao.

      • ¿No será al revés, tonadillera? ¿”Pastanaga”? Eso es catalán, ¿no…? ¿Y cómo…?

        • ¡Ay Vicentico de mi vía! Pues resulta ser que aquí en el cepo habemos un grupo en el que está una tal Meritxell Torracollons que la llamamos “La catalina” y esta es la que con sus jiros y morismos me esta echando a perder ese casteyano tan bueno que yo he gastao de siempre porque yo, naturaka, queria decí zanohria.
          ¿Al revés qué… Revés el que te voy a dá yo a ti en toa la cara como tarrimes mucho Curatitola!

  12. ¿La coma indebida podría ser la de: “La expresión «hacer la peineta», está muy extendida”?

  13. …que se precie [,] añade a la lista…?

    Añadiría: mayor / más mayor… Cuando estudiaba no estaba admitido, ahora ya no sé, por que lo oigo en doblajes …

    Gracias por el post, muy divertido :)

  14. Oído en Onda Cero “no es por ser halagüeña pero las temperaturas van a seguir subiendo”

  15. Yo “de motu propio” no pongo ninguna.

  16. En lugar de intentar detectar cualquier diminuto error que se te haya podido colar (que está siendo la tortura de los listillos en los comentarios), voy a aportar mi granito de arena con una acepción-fantasma que últimamente me tiene algo fascinado: “aplicar” como “solicitar” (y, por extensión, también “aplicación” como “solicitud”).

    Lógicamente, la confusión viene por influencia del inglés “to apply”, y actualmente, por lo menos en los círculos de jóvenes universitarios, se utiliza con mucha, mucha frecuencia a la hora de hablar de becas, trabajos, cursos… De hecho, me atrevería a decir que se trata de un neologismo que de momento está instalado únicamente en este colectivo.

    Según el Panhispánico De Dudas, tal uso es incorrecto, y de momento ‘aplicar’ mantiene su significado tradicional: “emplear o poner en práctica”, entre algunos otros. Pero, como bien se apunta, la Academia es un organismo de apoyo, de modo que no me sorprendería que, en un futuro no muy lejano, la turista británica decida deshacer las maletas, comprarse un apartamento en Benidorm e instalarse aquí, en nuestros diccionarios.

    Resulta muy curioso cómo la mejora general del nivel de inglés de los españoles, el Erasmus, un mercado de trabajo global, etc. pueden traer estos efectos sobre nuestra lengua. Para ser exactos, no es que “haya entrado” un neologismo, sino que, más bien, hemos salido y nos lo hemos traído bajo el brazo.

    ¡Un saludo!

    • Ay, lo ajustado y claro que es el término “aplicar”. Ahora sin embargo se sustituye casi siempre con “implementar”, que no sé si será correcto o no, pero cuando lo veo se me inflan los “colganderos”. También es curioso el uso de “adolecer” por “carecer”.

  17. Todo el texto está plagado de incorrecciones ortográficas y gramaticales. Lo que pasa es qué vosotros no las vais a encontrar y yo no tengo tiempo para esto.
    El cuñao

  18. He ahí: “La expresión «hacer la peineta», está muy extendida…”. Pero, como buena lista que todo lo sabe, discutiría también si falta alguna otra.

  19. Yolanda, cásate conmigo.

    Te venero.

    Dirigentes de J.D.:

    DEN MÁS ARTÍCULOS A ESTA MUJER

    • El concepto “venerar” no incluye la idea de hacer trabajar :p
      Gracias por el entusiasmo :)

  20. loor que es una palabra, alabanza, supongo que los cajistas no la conocían y acabó por hacerse olor.
    ¿qué es un cajista????

    • Sin haber mirado al diccionario y tirando de intuición supongo que el cajista es el editor, impresor o tipógrafo que encaja los tipos en la caja de escritura.

  21. El DRAE y el DPD son pobres guías de corrección lingüística. Si 3 académicos de la RAE y sus tías ancianas de Burgos dicen algo, ¡al Diccionario sin marca! Si 300 millones de americanos dicen otra cosa, o no se anota o se anota con una marquita de Am..

    Por otra parte, que no aparezca un término en el DRAE no significa que sea incorrecto o siquiera poco usado, solo significa que no aparece.

  22. La expresión «hacer la peineta»,

    Esa coma sobra

  23. Hombre, pues si hubiera sabido que preguntábais, “hubiera” preparado algo.

    • A mí ese uso del pluscuamperfecto me mata. Sé que es usual en América, pero en los últimos tiempos en España se ha extendido como una plaga. En cualquier periódico se puede encontrar con facilidad más de una docena de ejemplos. No sé si ya está tan extendido como para estar admitido, pero a mí me genera las sensaciones correctivas que se describen al inicio del artículo.

  24. El DRAE está bien como herramienta de consulta; para saciar la curiosidad. Uno puede mirar ahí palabras como quien mira dibujos de animales mitológicos en un bestiario medieval. Un joven de catorce años, por “mal” que hable, tiene más autoridad lingüística que la RAE, pues no sólo está hablando la lengua de su tiempo, sino que también está creando en cada uno de sus actos de habla la lengua del futuro a corto y medio plazo. Los “abuelos” de la RAE, por más que me pese, hacen el ridículo aceptando expresiones como correctas amparándose en el (incorrecto) uso mayoritario de éstas. Que esté muy extendido el hábito de meterse el dedo en la nariz no significa que debamos aceptarlo como correcto socialmente. Y que conste que mi dedo índice izquierdo se conoce mi nariz al dedillo.

    • En los diccionarios figuran (o deberían figurar) las expresiones que se usan el idioma, independientemente de lo “correctas” que puedan ser. Desde un punto de vista etimológico, lo correcto es crocodilo y murciégalo, pero el incorrecto uso mayoritario es cocodrilo y murciélago. Si quiero saber qué es un cocodrilo y el diccionario no me lo dice porque es “incorrecto”, es un mal diccionario.

  25. Lo de la peineta cobra total sentido cuando vemos en una foto estudiantil la mano del gracioso de turno poniéndole los cuernos al compañero de delante.

    • ¿A que sí? Yo sospecho que ese debe de ser el origen y que seguramente es anterior a que lo pronunciase Luis Aragonés, porque todos estos relatos de cómo nació tal dicho tienen más de literatura fantástica que de otra cosa.
      Pero me agrada que quede como leyenda.

      • La primera vez que leí eso de la peineta me quedé sorprendido, porque de toda mi vida (y soy bastante mayor) he oído lo de hacer la peseta.

  26. “Tensionar” y “tensionado”, me pone enfermo cada vez que escucho cualquiera de las dos palabras, sobre todo a periodistas deportivos; coño: “Tensar” y “tenso”.

  27. Me pone del hígado lo de “desastre humanitario”. Al final, como con lo de cesar, se acaba justificando/aceptando un mayoritario mal empleo del lenguaje.

  28. Me gustaría traer a discusión otro fallo muy común y que a mí personalmente me pone muy nervioso: el uso de adverbios como “detrás” o “encima” con adverbios posesivos. Lo correcto sería “detrás de mí” o “encima de ti”, pero lo cierto es que mucha gente lo cambia por “detrás mío” o “encima tuyo”.

    http://www.rae.es/consultas/detras-de-mi-encima-de-mi-al-lado-mio

  29. Mi preferida es “Sin encambio”, seguida a muy poca distancia de “Eslince”.

  30. Disculpad mi referencia erudita, pero yo me quedo con la mítica sentencia de Yola Berrocal: “¡Vámonos que es gerundio!”

  31. Si podemos decir que una persona “es cesada” porque concluye el desempeño de su actividad o función (es la actividad la que cesa y este verbo, “cesar”, no debería admitir voz pasiva); entonces habremos de admitir que una persona que no pueda respirar “sea respirada” artificialmente, de la misma forma que quien este en coma “será vivido” artificialmente. Asimismo serán correctas expresiones como: “el árbol fue caído por la acción del viento”, “el corazón fue palpitado mediante desfribilación”. Me temo que la Academia no cuida bien el lenguaje. Si es el uso lo que impone la norma, ¿para qué es necesaria la Academia?

    • Debería servir para decirnos cuál es el uso, en vista de que somos casi quinientos millones en 20 países y cuesta ver más allá de nuestro entorno cercano y lo que aparece en los medios de comunicación. Pero no lo hacen, porque no tienen plata para investigar ni creen que se deba hacer. Prefieren dictar ellos los usos desde sus sillones, según lo que sospechen que se esté usando o se haya usado 10 años atrás en el centro-norte de España.

      Sí, exagero, pero no mucho, pues consultan a las Academias correspondientes americanas y a la de Filipinas. Sin embargo, para marcar un término como local de algún país o región que no sea España requieren de afirmación explícita desde las Academias correspondientes, en cambio para marcar con Esp. es necesario que las demás Academias nieguen el uso en sus respectivos países. Así, gloriosos españolismos como “tiovivo”, “molón”, “judía” y “currante” son cosas de todo el idioma. En cambio, “frijol” es un americanismo que quiere decir “judía” y “ustedes” (¡!) ni siquiera aparece.

      • ¿A qué te refieres con “ustedes ni siquiera aparece”? No aparece ningún plural, pero se usa igual que en España.
        http://lema.rae.es/dpd/srv/search?id=jDHGqjjQZD6QSpsMYp

        Pues no sabes los pollos que montan aquí los cojmopolitas españoles con las palabras americanas; americanas del sur, claro, porque si son anglicismos tienen prestigio. Di “jonrón” y verás que jaleo. O amigovio.

        • Hola. En América y entre muchos canarios y andaluces, “ustedes” no es el plural de “usted”, porque es el pronombre de segunda persona plural sin distinción, (equivale al “vosotros” y al “ustedes” de España) mientras que “usted” es el pronombre cortés para la segunda persona singular (salvo en partes de Colombia y Costa Rica). El DRAE registra otros términos que cambian de significado en plural, sea como entradas aparte o como acepciones marcadas con “pl.”, pero en “usted” solo dice “1. pron. person. Forma de 2.ª persona usada por tú como tratamiento de cortesía, respeto o distanciamiento.” Es bastante inquietante para un americano que el pronombre estándar de segunda plural no aparezca en el que se supone EL diccionario de castellano.

  32. Más que estas menudencias, a mí me horroriza la desaparición de “oír”. Ya nadie oye, todo se escucha.

    Imaginaos la escena: acto público, no funciona el micrófono, alguien chilla: “¡no se escucha!”; debe de ser tan malo el conferenciante que nadie le presta atención.

  33. Si Lázaro Carreter se levantara de su tumba y viera para lo que ha quedado su querida RAE: para dar validez y autoridad a todo lo que él fustigó durante años en su “Dardo en la palabra”.

    Fecal: si quieres oír el verbo “oír”, vete a Galicia. Allí, antes de decirte una cosa, no te dicen “oye”, sino “¿oíste?”

  34. A mí me pasa que cada vez que leo u oigo el “boca a boca” en vez del preceptivo “boca a oreja”, me pongo cachondo…

  35. ¿Está bien dicho comer sano? ¿O se debería decir comer sanamente? Creo que cambiar adverbios por adjetivos en expresiones parecidas está mal, pero no he indagado.

  36. A mí me sangran los ojos cuando se usa bizarro como raro. Y “pelandrusca” en vez de “pelandusca”

  37. Me gustaria mencionar el mal uso que hacemos de la prótasis y la apódosis (cuando yo estudiaba, se llamaban así) de las condicionales: en el centro de España decimos: “si yo hubiera estado, lo hubiera hecho”.

  38. A mí lo que me provoca hemorragias oculares y auditivas son las patadas al latín. Por favor, ayúndenme a hacer ver a la gente que Status quo es un grupo de rock y que a “motu proprio” no le hace falta un DE para llevarse a cabo.
    Por favor se lo pido.

  39. Pingback: Test del listo que todo lo sabe – Jot Down Cultural Magazine | Cosas veredes

  40. Enhorabuena!, muy interesante el artículo. También muy acertadas las fotos, y espectacular el modo de cerrarlo. Nos lanzas el doble reto de ampliar la lista, y el ‘bonus track’ para que te cazen el gazapo (ué mejor manera de mantener viva tu criatura).
    En cuanto a los que comentais, me gusta vuestro tono. También el idioma y su escritura, y hay alguna cosilla que últimamente atrae mi atención sobre la cual estoy seguro de que me podreis aportar.
    Qué pensais del ‘ ; ‘ (pto.y coma)?, está infrautilizado como yo personalmente intuyo?.
    Si digo intuyo, es por que veo sus reglas de uso tan ambiguas, que no tengo muy claro cuales realmente son éstas.
    Sé que voy pasado de fecha, pero agradezco cualquier aporte y corrección.
    Saludos.

  41. <>. Yo hubiese escrito: cualquier <> que se precie añada un imprescindible a la lista.

  42. Otra vez.
    “Cualquier ‘listo que todo lo sabe’ que se precie añade un imprescindible a la lista”. Yo hubiese escrito: cualquier “listo que todo lo sabe” que se precie añada un imprescindible a la lista.

  43. Muy buenas, está genial el artículo pero cre que la palabra “plausible” no hace referencia a aquello que es posible sino a lo que es aplaudible. Algo así dijo si no me equivoco Amando de Miguel en su libro “Las perversiones del lenguaje”.
    Vaya por delante que a mí solo me sangran los ojos por el paso de la Macarena.

    • Hola y gracias a los dos. He usado “plausible” con el significado de admisible, acepción que figura en el diccionario desde 1869.
      La frase era “hay una explicación más o menos plausible de su origen” que con el significado de “posible” no tendría mucho sentido, puesto que la explicación no es que sea posible que exista, es que existe y tiene cierta verosimilitud: es admisible.

  44. Yo huiría del olor de la multitud

  45. Un artículo muy entretenido. Te felicito por esta agradable profundización en lo cotidiano. ¿ Donde está esa coma indebida ?

  46. Yo le tengo particular manía a dos expresiones. La primera es una gran favorita de nuestros políticos, grandes autoridades, como son, de la lengua: el uso del “desde” sin valor de preposición de lugar o tiempo. Por ejemplo, “siempre dicho desde el respecto”, “quiero expresar desde la honestidad” en lugar de “con respeto”, “con honestidad”. Se ha difundido entre todos los horteras que pretenden hablar de manera fina. La otra arrasa entre presentadores de telediarios; es el “a lo largo y ancho de” en lugar de decir simplemente “a lo largo de”. Por ejemplo “a lo largo y ancho” de la geografía española en lugar del elegante y conciso “a lo largo de la geografía española”. A estos hablantes me los imagino con una cinta métrica midiendo la geografía española en sus tres dimensiones: anchura, altura y profundidad.

  47. … a colación de lo que decís y entanto-encuanto espero el taxis de pies quiero de agradecer a todos las muchas risas provocadas.

  48. Yo quisiera comentar el salvaje y desacertado uso que se hace de las preposiciones en todos los ámbitos: periodístico, cultural, univsersitario… por no hablar de lo que nos podemos encontrar en latitudes más bajas de nuestro constructo social.
    El año pasado, una profesora de Lengua Castellana y Literatura de un instituto de Valladolid, que además era mi profesora en el Máster de Educación Secundaria, me negó, por activa y por pasiva, que en castellano pudiera darse el caso de encontrar dos preposiciones seguidas, juntas.
    Ejemplos: «Salió de entre los árboles»; «Fue bueno para con sus jugadores».
    Tras ofrecerle a ella estos ejemplos que aquí expongo, me negó que fueran gramaticales.
    Desde mi ignorancia y atrevimiento pueril, siempre y cuando yo no esté equivocado, ¿qué debería pensar yo de esta profesional?

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies